Filtro antiporno del Reino Unido bloquea League of Legends

El filtro anti pornografía de Reino Unido, bloquea un parche del juego League of Legends

Jugadores británicos del videojuego League of Legends no han podido instalar el último parche recién lanzado por sus creadores, Roit Games, al ser bloqueado por el filtro para menores que el gobierno británico ha impuesto a todas las operadoras del país.

Se le conoce popularmente como el filtro antiporno, pero en realidad bloquea todo el contenido no apto para menores, desde sexo a violencia o consumo de drogas.

La polémica en este caso reside en que League of Legends, un juego de rol multijugador que tiene una calificación PEGI de edad recomendada a partir de 12 años, no contiene sexo.

Pero según informa el periódico The Guardian, el último parche de actualización del juego incluye dos ficheros que, por una unión casual de palabras, sus nombres incluyen el vocablo sex (sexo en inglés). Son los siguientes:

VarusExpirationTimer.luaobj

XerathMageChainsExtended.luaobj

Como puede verse, palabras no relacionadas con la pornografía, como Expiración o Extendido, al juntarse con otras en el nombre del fichero forman la palabra sex, que ha activado el bloqueo del filtro de menores.

Biblioteca británica bloquea Hamlet por ser demasiado violento

Según informan en los foros de League of Legends, lógicamente esto sólo ocurre a los jugadores británicos que tienen activado el filtro antipornografía.

Aunque el gobierno británico obliga a incluirlo en todas las conexiones, al parecer algunas compañías como BT sólo lo activan en las conexiones nuevas. El titular de la conexión puede pedir que desactiven el filtro para menores simplemente llamando por teléfono a la compañía, o rellenando un formulario.

La decisión del gobierno británico de incluir un filtro por defecto en todas las conexiones se debe a que registraron un alto número de menores que accedían a pornografía y webs de violencia extrema en Internet, sin que sus padres tuviesen constancia de ello.

Pero el filtro ha causado polémica por su exceso de celo. Recientemente provocó indignación al bloquear webs de salud que contenían la palabra sexo. No obstante basta con avisar a los responsables del filtro para que dichas webs se añadan a la lista blanca, y ya no se bloqueen más.