Microsoft revisa la política de privacidad de Hotmail

Microsoft política de privacidad Hotmail

A raíz de descubrir que uno de sus ex-empleados estaba filtrando información de la empresa, Microsoft accedió a su cuenta de correo en Hotmail en busca de pruebas y esto desencadenó en una protesta sobre la privacidad de las cuentas de Hotmail y sobre el derecho de Microsoft para acceder a ellas sin una orden judicial

Microsoft, como respuesta, está llevando a cabo cambios en su política de privacidad. Los detalles más importantes es que, de ahora en adelante, la empresa hará uso de un equipo legal, y no de su departamento de investigaciones internas, para estudiar los casos y decidir si se requiere una orden judicial para acceder a los datos privados del usuario. Además, Microsoft presentará las pruebas a un abogado externo y llevará a cabo la búsqueda sólo si un juez da permiso. También publicarán un informe bi-anual de transparencia que pondrá de relieve este tipo de búsquedas.

Como portavoz de Microsoft, John Frank, Vicepresidente y Asesor General Adjunto, ha hecho público un comunicado en el que explica el punto de vista de la empresa y los pasos a seguir en cuanto a la mejora de su política de privacidad.

Creemos que las cuentas de correo electrónico Outlook y Hotmail son y deben ser privadas. Hoy ha habido una publicación sobre un caso en particular. Si bien tomamos medidas extraordinarias en este caso sobre la base de las circunstancias específicas y nuestra preocupación por la integridad del producto que podría afectar a nuestros clientes, queremos proporcionar un contexto adicional con respecto a la forma de enfocar estos temas en general y cómo estamos evolucionando en nuestras políticas. 

Los tribunales no dictan órdenes que autorizan a alguien para buscar en sí mismos, ya que, obviamente, no es necesaria esa orden. Así que incluso cuando creemos que tenemos una causa probable, no es posible pedir a un tribunal que nos ordene buscarnos a nosotros mismos. Sin embargo, aún no hay que realizar una búsqueda de nuestro propio correo electrónico y otros servicios al cliente a menos que las circunstancias lo justifican una orden judicial, si uno tuviera disponible. Con el fin de construir sobre nuestras prácticas actuales y ofrecer garantías para el futuro, vamos a seguir las siguientes políticas de cara al futuro: 

Para asegurarnos de que cumplimos con las normas aplicables a la obtención de una orden judicial, nos apoyaremos desde el primer momento en un equipo legal separado del equipo interno de investigación para evaluar las pruebas. Avanzaremos sólo si ese equipo concluye que hay evidencia de un crimen suficiente para justificar una orden judicial, si fuera aplicable. Como paso adicional, a medida que avancemos, presentaremos esta evidencia a un abogado externo que es un ex juez federal. Llevaremos a cabo una búsqueda de este tipo si este ex juez concluye que existe evidencia suficiente para una orden judicial. Incluso cuando esa búsqueda se lleve a cabo, es importante que se limite a la materia objeto de la investigación y no se busque otra información. Por consiguiente, continuaremos para asegurar que la búsqueda en sí misma se lleva a cabo de una manera adecuada, con la supervisión de un abogado para este propósito. 

Por último, creemos que es apropiado para garantizar la transparencia de este tipo de búsquedas, al igual que lo es para las búsquedas que se realizan en respuesta a órdenes gubernamentales o judiciales. Por lo tanto, vamos a publicar como parte de nuestro informe bi-anual de transparencia los datos sobre el número de búsquedas que se han realizado y el número de cuentas de clientes que han sido afectadas. 

La única excepción a estas medidas será para investigaciones internas de los empleados de Microsoft en las que encontramos que en el transcurso de una investigación de la compañía están utilizando sus cuentas personales para negocios de Microsoft. Y en estos casos, el examen se limitará a la materia objeto de la investigación. 

La privacidad de nuestros clientes es muy importante para nosotros, y si bien creemos que nuestras acciones en este caso particular fueron apropiados dadas las circunstancias específicas, queremos dejar claro cómo vamos a manejar situaciones similares en el futuro. Por eso estamos trabajando en nuestras prácticas actuales y añadiendo a éstas para fortalecer aún más nuestros procesos y aumentar la transparencia

John Frank, Vicepresidente y Asesor General Adjunto