Obligada a pedir perdón al alcalde de Plasencia vía Twitter

Vecina de Plasencia obligada a pedir perdón vía a Twitter al alcalde, por insultos y amenazas.

¿Recuerdas cuando lo periódicos publicaban, a una página, las peticiones de perdón o reconocimiento de culpa de empresas y particulares, tras una sentencia judicial?

Ahora, en plena Era de Internet, estas disculpas públicas se llevan a cabo a través de Twitter.

Según informa la web 20minutos.es, una vecina de Plasencia (Cáceres) ha sido obligada a pedir perdón al alcalde de la misma localidad, Fernando Pizarro (PP) a través de Twitter.

Esta cuidadana creó una cuenta de Twitter llamada La Madre de Pizarro, desde la que amenazó e insultó al alcalde de Plasencia, así como a concejales, miembros del PP, e incluso a sus familiares. Lo cierto es que incluso el nombre de la cuenta ya manipula a la propia madre del primer edil:

Obligada a pedir perdón al alcalde de Plasencia vía Twitter

Los trolleos más famosos de @norcoreano en Twitter

La cuenta, ahora mismo, permanece cerrada a todo aquel que no sea seguidor.

Fernando Pizarro denunció en el juzgado al titular, por injurias. Fue rápidamente identificada, pues en las redes sociales el anonimato no existe.

Ambas partes se vieron las caras en el Juzgado de Número 2 de Cáceres. Para evitar el juicio, la denunciada aceptó pagar una multa y pedir perdón públicamente a Fernando Pizarro, a través de Twitter, en el plazo máximo de una semana. A cambio, no tendrá que cerrar la cuenta.

El alcalde de Plasencia declara en 20minutos.es: "Yo no buscaba una compensación económica pero sí que esta persona se retractara y que no siguiera con esa actividad de injurias permanentes, no hacia mi cargo de alcalde y como crítica política, sino desde el punto de vista más personal".

Un nuevo caso que demuestra que en las redes sociales no vale todo, y que el falso anonimato lo es sólo hasta que te topas con una denuncia.