Si utilizas Tor o VPN eres sospechoso para EE.UU.

Si utilizas Tor o VPN eres sospechoso para EE.UU.

La privacidad es una de las grandes preocupaciones de muchos usuarios a la hora de navegar por Internet, mientras que otros opinan que esto se está empezando a convertir en una manía preocupante, y que solo aquellos que tienen algo que ocultar se preocuparían tanto por su privacidad y anonimato en la red.

De un modo u otro, lo cierto es que aquellos que están realmente preocupados por proteger toda su actividad en la red cuentan con diversas herramientas que le ayudan a lograrlo. Por ejemplo, el navegador Tor ofrece a los usuarios todo lo necesario para "mantenerte seguro" en Internet, mientras que gracias a las VPN o redes privadas virtuales, es posible hacer algo similar y evitar varios tipos de bloqueos regionales en la red.

Sin embargo, dentro de poco el uso de este tipo de herramientas podría ponerte en una situación comprometedora frente al gobierno de los Estados Unidos, aunque vivas en otro país. Así se desprende de la última modificación de la Regla 41 de las Federal Rules of Criminal Procedure, o 'Reglas Federales de Procedimiento Penal' en castellano.

En concreto, si finalmente esta iniciativa es aprobada, los jueces de todos los estados contarían con lo necesario para autorizar el acceso remoto a cualquier dispositivo que utilice herramientas de privacidad. De hecho, no solo hablan sobre Tor y las VPN, sino que aquellas personas que desactiven la ubicación en sus dispositivos también serían consideradas sospechosas.

El navegador Opera ahora cuenta con VPN integrado

De este modo, si usas Tor o VPN, desactivas la ubicación en tu teléfono o utilizas cualquier otra medida de privacidad, cualquier juez podría ordenar el acceso remoto a tu dispositivo, su incautación e incluso la copia a distancia de todo lo que tengas almacenado. Pero si creías que esto acababa aquí espera, porque hay más.

La Fundación Fronteras Electrónicas (EFF) sin ánimo de lucro, cuyo objetivo es el de conservar los derechos de la libertad de expresión en la era digital, advierte de que si esta nueva modificación es aprobada, hasta los dispositivos que hayan sido víctimas de malware será un objetivo, sin consentimiento de sus dueños, para tratar de identificar la fuente de estas redes.

De momento, esta iniciativa ya ha pasado por la 'Corte Suprema de los Estados Unidos de América', y su siguiente parada es el Congreso, donde finalmente se votará a favor o en contra de su aprobación. EFF afirma que todo el mundo debería estar preocupado por la decisión que se acabe tomando, y no solo aquellos residentes en el país.

[Fuente: TheNextWeb]