Skip to main content

7 cosas que hace 20 años no hacíamos, y son una pérdida de tiempo

Jóvenes usando el móvil

26/02/2022 - 22:04

No podemos imaginar la vida sin el móvil, pero lo asombroso es que hace apenas 20 años, no existía. Ha traído cosas buenas, pero otras...

Los más jóvenes tienden a menospreciar a las personas de mayor edad, pese que normalmente saben mucho más y tienen más experiencia profesional y en la vida.

De la misma forma, también tendemos a mirar por encima del hombro épocas pasadas, como si la vida moderna fuese mejor en todo. Pero la realidad es que hace 20 años los sueldos eran mucho más altos, se trabajaba menos y se vivía mejor.

Menospreciar el pasado, o lo más viejo, está en la condición humana. Un error que se corrije, precisamente cuando te vas haciendo mayor. A modo de ejemplo, vamos a ver 7 cosas que hace 20 años no hacíamos, y la verdad, son una pérdida de tiempo.

VIDEO

QUE ES EXCHANGE-MP4

¿Cómo podía vivir la gente sin móvil o Internet? Era una vida distinta, pero en algunas cosas nos superaban.

El móvil, Internet, las redes sociales, son al mismo tiempo una bendición, y una esclavitud.

Nuestro compañero Iván Zambrano de Business Insider ha recopilado algunos ejemplos, que comentamos.

Nos pasamos horas descartando cosas que no nos interesan

Según el informe Ditendria Mobile, en 2021 los españoles nos pasamos una media de 3 horas y 27 minutos consultando el móvil. Eso son 49 días completos al año, mirando la pantalla.

Y, seamos sinceros, la mayor parte lo pasamos haciendo scroll en las redes sociales, leyendo mensajes que no nos interesan o no aportan nada, saltando o cayendo en la publicidad...

Son muchas horas perdidas que antes se usaban para cosas más productivas.

Tardamos eones en elegir una serie o película

Hace décadas, solo existían dos canales de televisión en España: La Primera, y un canal secundario que se llamaba UHF. No tardabas mucho en elegir programa: o una cosa, o la otra...

Después llegaron las televisiones privadas y las autonómicas, y ya había 5 o 6 alternativas. Pero ahora con la TDT y el streaming, literalmente tenemos cientos de canales. Y aunque solo uses una plataforma de streaming, hay miles de películas y series.

Antes tomabas la decisión en segundos. Ahora hay gente que se pasa más tiempo decidiendo qué ver, que viendo algo...

Horas de retoques para las redes sociales

En los 80 o 90, para salir, la gente se arreglaba un poco porque total, solo te iban a ver tus amigos o la gente de los bares y las discotecas.

Ahora hay jóvenes que se pasan horas arreglándose y se gastan un dineral en ropa, solo para ir a comprar el pan o para sacar el perro a pasear, por si se hacen algún selfie para las redes sociales, u ocurre algo que tienen que contar a sus seguidores...

Obsesionados con las fotos

Sales a pasear con tu pareja, y su manía por hacer fotos de todo con su móvil de 4 cámaras, y subirlas a redes sociales, te hace pasar más tiempo parado que paseando. Un selfie con un amigo que te encuentras en la calle, ese pájaro que se ha posado en el banco, una panorámica de la calle bajo ese rayo de sol, una captura del plato de comida, los pies en la playa...

Y luego horas de retoques y filtros para que queden perfectas. ¿En serio es necesario tanto esfuerzo y tiempo para cosas triviales?

Las dichosas videollamadas

La pandemia puso de moda las videollamadas. Al principio eran útiles, pero luego la cosa de desmadró. Videollamadas constantes en el trabajo, con tu madre, tus amigos...

La mayoría son una pérdida de tiempo porque no son más productivas que un mensaje o email, y ademas estudios posteriores han demostrado que generan mucho estrés.

Analisis Galaxy Z Flip 3

Mejores móviles plegables que puedes comprar ya en 2022

Tardamos un mundo en comprar algo

Hace unos años, comprar ropa u otros productos se reducía a visitar dos o tres tiendas, o unos grandes almacenes. Te dabas una vuelta y acababas pillando cualquier cosa, con tal de no tener que volver otro día.

Ahora la compra online nos parece más rápida, pero suele ser todo lo contrario. Tenemos tantas tiendas para elegir, y al mismo tiempo tantos análisis, comentarios, comparativas de productos, promociones etc., que nos pasamos horas revisando datos, precios, ofertas, reviews, etc.

Atados a la batería

¿Te has parado a pensar en la cantidad de tiempo que perdemos cargando dispositivos? Antes solo era el móvil, pero ahora también hay que recargar los auriculares, el smartwatch, el altavoz inteligente, los gamepad de las consolas o el PC, el patinete eléctrico, el GPS del perro, y mucho más.

Y como cada cosa tiene una autonomía diferente, pues nos pasamos el día conectando y desconectando dispositivos al cargador, o esperando para poder usarlo.

Es el precio de la vida moderna. Una pérdida de tiempo asumible para la mayoría, por las ventajas que ofrece, pero no tan aceptable para otros...

Y además