Skip to main content

Algunos alimentos procesados contienen bacterias peligrosas

alimentos procesados peligrosos para la salud

11/02/2016 - 20:50

Investigadores de la Universidad de Leicester han descubierto que algunos alimentos procesados contienen bacterias que pueden en peligro nuestra salud. 

Un equipo de investigadores de la Universidad de Leicester en Reino Unido ha descubierto que algunos alimentos procesados contienen bacterias que pueden en peligro nuestra salud

Los científicos han llevado a cabo un estudio en el que han analizado diferentes alimentos de este tipo, entre los que se encuentran hamburguesas, salchichas, platos precocinados o verduras picadas y preparadas. 

Los resultados de los análisis han revelado que en muchos de estos alimentos hay presencia de unas moléculas nocivas para la salud conocidas como patrones moleculares asociados a patógenos (PAMPs por sus siglas en inglés).

Alimentos peligrosos

Se trata de pequeñas secuencias moleculares que resultan esenciales para que las células del sistema inmune puedan identificar a los microorganismos y actuar contra ellos. La presencia de PAMPs está relacionada con numerosas enfermedades, como la diabetes tipo 2 o enfermedades cardiovasculares. 

El grupo de investigadores encontró unos niveles más elevados de estas moléculas dañinas en los alimentos con carne picada, como las hamburguesas y las salchichas, en platos precocinados, especialmente en la lasaña boloñesa, así como en algunos chocolates y quesos. 

La verdad sobre la carne roja y procesada, y el cáncer

Los alimentos más saludables y con menores niveles de PAMPs han sido los productos frescos: en la carne, las frutas y las verduras, las moléculas peligrosas tenían unos niveles indetectables. Eso sí, se empiezan a producir en el momento en el que los alimentos frescos se pican y se deja pasar un pequeño espacio de tiempo.

Los científicos también han estudiado los efectos de las PAMPs en el organismo. El ensayo ha consistido en someter a un grupo de voluntarios a una dieta baja en las bacterias presentes en la comida procesada durante una semana. Transcurrido el periodo, han observado que se reduce un 11% el conteo de leucocitos y un 18% los niveles de colesterol dañinos. 

Encuentran ADN humano en el 2% de los perritos calientes

Con estos resultados, los investigadores señalan que mantener una dieta baja en PAMP reduce en un 40% las posibilidades de padecer una enfermedad coronaria. 

"El presente trabajo sugiere que la eliminación de estas moléculas de los alimentos comunes podría proporcionar un beneficio para la salud de los consumidores", explica el Dr. Clett Erridge, líder del equipo. Según los científicos, los fabricantes podrían analizar los diferentes elementos del proceso de producción para aislar los lugares donde surgen las moléculas PAMP y descontaminarlos. 

Ver ahora: