Bill Gates vuelve a ser la persona más rica del mundo

¿Qué es LIFE?
¿Qué es LIFE?
Bill Gates, en el Top de la Lista Forbes.

La tecnología es uno de los productos de consumo más deseados del mundo, pero no sólo de consumo. Como producto financiero las acciones de las principales compañías también cotizan al alza. Que se lo digan si no a Bill Gates, que vuelve a ser la persona más rica del mundo gracias a su propiedad parcial de Microsoft.

Gates se encuentra ya retirado de la participación activa en Microsoft, aunque aún retiene acciones de la compañía. Sin embargo, poco a poco se va deshaciendo de ellas para financiar a la Fundación Bill & Melinda Gates. Lo hace a precio de mercado, y eso significa venderlas cada vez más caras.

A la hora de calcular a cuánto ascienden las principales fortunas del mundo, la popular revista Forbes tiene en cuenta el valor de los inmuebles y otras propiedades empresariales, acciones incluidas. Es lo que hace que la riqueza de los magnates de la tecnología crezca sin parar, pese a no disponer el dinero contante y sonante.

Si en 2015 fue Carlos Slim la persona más rica del mundo, en 2016 Bill Gates recuperó esa posición. Lo hizo además con holgura, superando a Warren Buffet por 9.000 millones de dólares.

En total, la fortuna de Bill Gates asciende a 86.800 millones de dólares, de los cuales sólo un 13,1% corresponde a acciones de Microsoft. El empresario mantiene otras inversiones y negocios que poco o nada tienen que ver con la compañía informática que fundó. De hecho sólo mantiene el 2,5% del accionariado de la misma, valorado en 11.400 millones.

Independientemente del dinero, ¿cuál es el CEO más poderoso del mundo? Estos son los principales

Además de Gates, también aparecen en el Top 10 de Forbes en 2017 otros propietarios de empresas tecnológicas, como Mark Zuckerberg (Facebook), Jeff Bezos (Amazon) y Larry Ellison (Oracle). Se espera que aparezcan más de ellos próximamente, especialmente teniendo en cuenta la salida a bolsa de aplicaciones como Snapchat.

Si existe o no una burbuja en torno a la tecnología es una pregunta muy al caso. La inversión en startups de todo tipo se dispara, siguiendo un patrón similar al que propició la conocida como Burbuja Puntocom a principios de siglo.

El tiempo dirá si se trata de una tendencia o de simple especulación, aunque de momento todos los implicados parecen vivir en la cresta de la ola.

[Fuente: PCWorld]