Científicos consiguen cultivar piel y pelo en el laboratorio

¿Qué es LIFE?
¿Qué es LIFE?
piel y pelo cultivado en laboratorio

Un equipo de científicos del Centro RIKEN de Biología del Desarrollo en Japón, en colaboración con la Universidad de Ciencias de Tokio y otras instituciones niponas, han podido cultivar con éxito piel y pelo en el laboratorio. Este avance podría ser muy útil para hacer trasplantes.

Estos investigadores han sido capaces de cultivar un complejo tejido complejo que incluye piel, los folículos pilosos y las glándulas sebáceas. Además, no sólo han podido obtener el tejido, sino que lo han implantado en ratones vivos y han descubierto que establecen las conexiones adecuadas con otros elementos del organismo, como los nervios y las fibras musculares, para funcionar correctamente. 

Hasta el momento, se habían cultivado adecuadamente láminas implantables de células epiteliales en el laboratorio, pero carecían de las glándulas sudoríparas y las sebáceas que hacen posible el funcionamiento como un tejido normal.

Para llevar a cabo sus ensayos, los científicos utilizaron células de ratón y las trataron con productos químicos para transformarlas en células madre pluripotentes inducidas, que es el tipo que tiene la capacidad de generar la mayoría de los tejidos. 

En el cultivo, las células desarrollaron adecuadamente un cuerpo de embrioides (EB), que es el nombre que se le da a un grupo tridimensional de células que se asemeja parcialmente al embrión en desarrollo en un cuerpo real. Posteriormente, se implantaron los EB en ratones inmunodeficientes y fueron cambiando el tejido diferenciado de manera gradual, imitando el patrón de un embrión real. 

Crean un material a base de grafeno para fabricar piel artificial

Los resultados del ensayo demostraron que los tejidos implantados realizan de manera adecuada las funciones de excreción de grasa y sudor, así como el crecimiento del pelo. Además, establecieron las conexiones normales con los tejidos nerviosos y musculares circundantes. 

Los avances que han hallado estos científicos resultan muy prometedores y abren el camino para el desarrollo de trasplantes de piel funcionales para quemaduras y otros pacientes que requieran piel nueva.