Cinco trucos pseudo-científicos para que un hombre se enamore

¿Qué es LIFE?
¿Qué es LIFE?
como conquistar a un hombre

Está visto que en la revista Glamour piensan que en el género masculino somos bastante fáciles de manejar, hasta el punto de aconsejar algunos trucos rápidos sobre cómo conquistar a un hombre. Vamos a empezar por dejar claro que esto de ciencia exacta tiene poco, y en realidad es más bien una base pseudo científica sacada muchísimo de contexto. 

El caso es que en The Guardian han pensado "si ellos pueden...", y en la misma línea editorial han preparado sus propios consejos sobre cómo conquistar a un hombre. La satírica es evidente, así que por favor, pensadlo dos veces antes de poner en práctica cualquiera de estos consejos.

El primer truco asusta bastante. Consiste en condicionar al hombre con refuerzo positivo para animarle a que repita los comportamientos que os parecen apropiados. Por ejemplo: cada vez que te diga un piropo, darle una galleta. Este tipo de refuerzo pavloviano en principio sólo serviría para hacer la relación entre ambos más fluida, pero no parece que vaya a ser la fuente del amor verdadero. De igual forma, recomiendan que cada vez que quiera salir de juerga con sus amigos, llames a la policía avisando de que tiene  una bomba en su dormitorio. Todo muy cabal y científico. 

También puedes emborracharlo, ya que el cerebro de borrachos y enamorados funciona igual

Otro de los consejos es parecerse a vuestro hombre tanto como sea posible. En la revista hablan de parecido social, conductual o incluso psicológico, pero también hacen referencia a aspectos más sencillos, como vestirse con ropa similar o hacerse la cirugía estética para pareceros. De nuevo, lógico y simple. 

La tercera pista es convencerle de que el libre albedrio es ilusorio. Un montón de estudios sobre neurociencia sugieren que la actividad cerebral responsable de nuestras acciones ocurre antes de que queramos llevarlas a cabo. Visto así, es relativamente sencillo convencer a alguien de que tenéis que estar juntos porque "está escrito". 

Y si lo de antes os parecía una locura, esperad a oir el cuarto consejo: evitad que suda. Según parece, las mujeres se sienten atraídas por el olor masculino que surge del sudor, así que si podéis evitar la transpiración, evitaréis también la tentación.

Para terminar, casi que deberíamos dejarlo aquí, porque el quinto consejo de The Guardian es tomarlo como rehén, con la esperanza de que desarrolle Síndrome de Estocolmo. Una bonita historia para contar a vuestros nietos.

En realidad la conclusión de este artículo es bastante más lógica que todos estos consejos: la ciencia no va a solucionar vuestros problemas de un día para otro, y tratar de seguir los consejos divulgativos de una publicación sin ningún tipo de base ni respaldo serio (aunque sí aparente) puede haceros más mal que bien. 

[Fuente: The Guardian]