Skip to main content

Código Morse, ¿el origen de Facebook y las redes sociales?

Código Morse, ¿el origen de Facebook y las redes sociales?

25/05/2017 - 14:42

Antes de se inventaran las redes sociales Twitter y Facebook ya se utilizaba un sistema de mensajería llamado Código Morse que escribió por primera vez en 1844.

Las mundialmente conocidas redes sociales Twitter y Facebook nacieron en su día como una revolución tecnológica capaz de conectar el mundo y eliminar toda frontera geográfica. Lo cierto es que fue casi dos siglos antes, el 24 de mayo de 1844, cuando Samuel F.B. Morse, un pintor reconvertido en inventor, utilizó por primera vez el Código Morse y descorchó el elixir de las redes de comunicación social.

Entonces, Samuel Morse envió un mensaje de Washington a Baltimore pulsando puntos y guiones en un dispositivo de engranajes y alambres enrrollados. Hasta la fecha, y siendo este invento el primero de todos en hacer uso de la electricidad, la comunicación a distancia se realizaba a través del telégrafo mediante líneas alámbricas o comunicaciones de radio.

Como ahora, también entonces era posible filtrar conversaciones: los operadores que se encontraban a lo largo de la línea podían escuchar todo lo que se transmitía y unirse a un chat compartido.

El periodista y escritor inglés Tom Standage explica en su libro "Writing on the wall: Social Media" cómo los telegrafistas jugaban al ajedrez y a las damas usando el Código Morse, para terminar haciéndose amigos sin nunca antes haberse visto. 

"Los romances entre operadores que se conocían en línea no eran desconocidos", y añade, "tal era el sentido de camaradería en línea que algunos operadores en lugares remotos preferían comunicarse con sus amigos de los cables que con la gente local".

Según cuenta la historia, Morse comenzó a experimentar con baterías y cables, pero su inexperiencia en la materia (más bien centrada en la pintura) le llevó a pedir ayuda al profesor de química de la Universidad de Nueva York Leonard D. Gale.

Tras casi una década consiguieron perfeccionar la tecnología, que se extendió rápidamente por todo el país para luego hacerlo por Europa. Guerras, negocios y periódicos usaron sus servicios durante años hasta la llegada del teléfono.

La superficie de Marte esconde un mensaje en Código Morse

A la vista queda que nuestro mundo de actualizaciones de estado e intercambio de pequeños textos ya se prefiguraba en los cables del pasado. El constante flujo de información y la cada vez mayor densidad de la misma por minuto ya se vislumbraba en el siglo XIX: "El efecto (del Código Morse) es desastroso y afecta a todas nuestras actividades mentales. Generamos 'prisa' deliberadamente..., la búsqueda de novedades y sensaciones en el desarrollo normal de la vida", apuntaba un periodista del diario Atlantic Monthly en 1891.

No dista mucho aquella crítica de algunas que podemos leer hoy día, las redes sociales de entonces ya apuntaban hacía la dinamicidad y el constante intercambio. Twitter y Facebook parecen recoger mucho más del pasado de lo que nos venden sus continuas mejoras y actualizaciones.

Fuente: WashingtonPost

Ver ahora:

Te recomendamos