Skip to main content

Cómo lavar los cuellos y puños de las camisas: trucos para quitar las manchas con poco esfuerzo

Lavar cuellos y puños de las camisas

Getty Images

04/10/2021 - 22:15

A la hora de lavar las camisas, conseguir que los cuellos y los puños queden limpios es uno de los mayores retos. Te contamos cómo quitar las manchas de estas zonas con poco esfuerzo.

A muchas personas se les atraganta la tarea de lavar las camisas. Y es que, a pesar de utilizar un buen detergente, de separar bien la colada y de elegir un programa de lavado con la temperatura más adecuada, en muchas ocasiones las manchas de los cuellos y los puños no salen y hay que volver a repetir el proceso.

Efectivamente, el cuello y los puños de una camisa son las zonas más críticas y a las que hay que prestar más atención. Estas áreas se manchan de una mezcla de sudor y suciedad que no afecta al resto de la prenda, y para que desaparezcan no basta con lavar en la lavadora. 

Por lo tanto, para quitar las manchas de los cuellos y puños de las camisas no nos queda más remedio que tratar estas zonas previamente antes de meter la prenda en la lavadora. 

Puedes utilizar diferentes productos para llevar a cabo esta tarea en función del tejido y el color de la camisa, consultando siempre los símbolos de lavado de las etiquetas

Si se trata de una prenda blanca, el tratamiento previo se puede realizar con lejía, amoniaco, agua oxigenada, bicarbonato, vinagre blanco u otro producto blanqueador.

En caso de usar lejía, es importante que tengas en cuenta que no puedes aplicar el producto directamente sobre la tela, ya que esto producirá manchas amarillas. Siempre tienes que diluirla  en la cantidad de agua recomendada por el fabricante si vas a poner las prendas en remojo, o añadir la dosis indicada en el cajetín de la lavadora.

El amoniaco, en cambio, sí se puede aplicar directamente sobre la tela, y resulta especialmente eficaz para eliminar las manchas amarillas de los cuellos y los puños. Después de aplicarlo, lava la prenda inmediatamente en la lavadora. 

El agua oxigenada también te puede dar buenos resultados para eliminar las manchas de los cuellos y puños de las camisas. Aplica el producto directamente sobre la mancha, deja actuar durante media hora y luego lava con normalidad en la lavadora.

Otro truco para quitar las manchas del cuello y los puños de una camisa blanca consiste en utilizar bicarbonato de sodio. Haz una pasta mezclando este ingrediente con agua, aplícala sobre las manchas y deja actuar durante 30 minutos. Después, frota con un cepillo y lava en la lavadora.

También puedes utilizar vinagre blanco de limpieza. Mezcla una parte de agua y otra de vinagre en un recipiente y deja la prenda en remojo durante 30 minutos. A continuación, lava la camisa en la lavadora.

En cambio, si la camisa es de color, deberás utilizar productos que respeten el tinte, ya que de lo  contrario podrías dañar el color. 

En estos casos, realiza el tratamiento previo con lejía apta para prendas de color o quitamanchas que respeten los colores, y luego elige el programa de lavado con la temperatura más alta que admita el tejido.