Skip to main content

¿Por qué los pantalones cortos valen lo mismo que los largos? Un diseñador de ropa nos lo explica

Pantalones cortos

Getty Images

23/01/2021 - 07:30

La ropa tiene muchas curiosidades y paradojas. Por ejemplo, la pregunta que todos nos hemos hecho alguna vez: ¿por qué vale lo mismo un pantalón corto que uno largo, si tiene menos tela? La respuesta nos permite conocer un poco mejor cómo se fabrican las prendas que vestimos.

Estás parado en el escaparate de una tienda, mirando precios. Y te das cuenta de que unos pantalones cortos valen lo mismo que unos largos. Miras las camisas, y ocurre lo mismo. ¡Pero si llevan mucha menos tela! ¿Por qué es así? Un diseñador de ropa nos lo explica.

Es una más de las curiosidades asociadas a la ropa de vestir. Como por ejemplo qué significan las siglas YKK en las cremalleras, o por qué algunas camisas tienen un gancho o bucle en la parte de atrás.

Quizá hayas adivinado la respuesta, pero la explicación que nos ofrece el diseñador de ropa Eunice Lee, a través de la revista Esquire, nos sirve para conocer un poco mejor los secretos que hay detrás de la fabricación textil a nivel industrial.

Según explica el diseñador Eunice Lee, en primer lugar la diferencia de tela entre un pantalón corto y otro largo no es tanta como parece. Apenas llega al 20%. Esto es porque la mayor parte de la tela está en los bolsillos, el forro de los pantalones, los acabados de la cintura, etc.

Aún así, si hay un 20% menos de tela los pantalones o las camisas de manga corta deberían costar un 20% menos, ¿cierto?... Pues la respuesta es... no.

La razón es que el 90% del coste de un pantalón no está en los materiales, sino en la fabricación y en el acabado llevado a cabo por operarios humanos.

Casi toda la ropa, incluso la que se fabrica a escala industrial, requiere la intervención de algún trabajador humano que realiza parte del cosido, o los remates finales. Esto es lo que añade coste a la prenda, y todo ese trabajo se centra en la parte superior del pantalón: la cintura, los bolsillos, los botones, la cremallera, etc.

Este trabajo es el mismo en un pantalón corto que en uno largo. Al final, la tela que sobra en un pantalón corto apenas supone el 5% del coste, por eso los pantalones o las camisas cuestan igual en versión corta o larga.