Skip to main content

Deberías comer frutos secos más a menudo: tienen todos estos beneficios para la salud

Frutos secos

Getty Images

19/06/2021 - 06:45

¿Comes frutos secos con regularidad? Si estos alimentos no forman parte de tu dieta será mejor que empieces a introducirlos: tienen todas estas propiedades y beneficios para la salud.

Si te gusta cuidar tu alimentación y comes sano, seguramente ya sabes que los frutos secos tienen propiedades de lo más interesantes. 

Por regla general suelen tener un alto contenido de grasa, por lo que tradicionalmente se les ha considerado alimentos prohibidos para las personas que están siguiendo una dieta para adelgazar, pero se trata de grasas saludables y su consumo moderado no interfiere en la pérdida de peso. Al contrario, los estudios científicos revelan que algunos de ellos pueden ayudarte a conseguir este objetivo, por ejemplo las nueces.

Aparte de su contenido de grasa, los frutos secos son una fuente de fibra y proteínas, y la evidencia científica asocia su consumo con diversos beneficios para la salud, principalmente la reducción de factores de riesgo de sufrir enfermedades cardíacas.

A continuación te contamos los beneficios para la salud que tienen algunos frutos secos para que los incluyas en tu dieta:

  • Almendras. Una porción de unos 30 gramos de almendras te aporta un poco más de 150 calorías y unos 15 gramos de grasa. Destaca también su contenido en vitamina E (el 37% de la cantidad diaria recomendada, CDR)  y de magnesio (el 19% de la CDR). Los estudios científicos revelan que pueden mejorar los niveles de colesterol, reducir la presión arterial, bajar el nivel de azúcar en sangre después de las comidas, reducir la inflamación en personas con diabetes tipo 2 y mejorar la microbiota intestinal.
  • Pistachos. Unos 30 gramos de pistachos contienen alrededor de 150 calorías y 12,5 gramos de grasa. Al igual que sucede con las almendras, estos frutos secos aumentan el colesterol HDL (el "colesterol bueno"), y mejoran otros factores de riesgo de enfermedades cardíacas, como la presión arterial, el peso y el estado oxidativo. Además, también reducen el aumento de azúcar en sangre tras las comidas.
  • Nueces. Cada porción de 30 gramos te aporta unas 180 calorías y 18 gramos de grasa, y destacan por ser una excelente fuente de ácido alfa-linolénico (ALA) y ácidos grasos omega-3. Gracias a esto, son capaces de reducir el colesterol LDL (el "colesterol malo") y aumentar los niveles de colesterol HDL, favorecen el buen funcionamiento del sistema circulatorio y ayudan a reducir la inflamación. También tienen efectos beneficiosos para el cerebro.
  • Avellanas. Unos 30 gramos de avellanas tienen alrededor de 180 calorías y son una fuente importante de vitamina E y magnesio. Reducen el colesterol LDL y los triglicéridos, favorecen el buen funcionamiento de los vasos sanguíneos y reducen la inflamación.
  • Anacardos. Una porción de 30 gramos aporta alrededor de 150 calorías y 12 gramos de grasa. Destacan por su contenido en magnesio (20% de la CDR) y por ofrecer interesantes beneficios para la salud, como mejorar los síntomas del síndrome metabólico y los niveles de lípidos en sangre.
  • Nueces pecanas. La porción de 30 gramos de pecanas te aporta alrededor de 200 calorías y 20 gramos de grasa. Contienen polifenoles que actúan como antioxidantes y ayudan a reducir el colesterol LDL.
  • Nueces de brasil. Cada porción de 30 gramos contiene unas 180 calorías y 18 gramos de grasa. Destacan por su alto contenido en selenio (esta ración te proporciona más del 100% de la CDR), y también ayudan a reducir los niveles de colesterol, el estrés oxidativo y la inflamación.