Skip to main content

Desarrollan un análisis de sangre para detectar el Parkinson

analisis parkinson

22/04/2016 - 20:20

Investigadores australianos han desarrollado un análisis de sangre para diagnosticar el Parkinson de manera temprana y con una fiabilidad sin precedentes.

Recibir un diagnóstico precoz es de vital importancia para que los médicos puedan coger a tiempo la enfermedad y aplicar a los pacientes el tratamiento adecuado cuanto antes. 

Ahora, gracias a los avances científicos, los enfermos de Parkinson también podrán beneficiarse de una detección rápida. Un equipo de investigadores de la Universidad La Trobe en Australia ha desarrollado un análisis de sangre que permitirá diagnosticar esta patología de manera temprana y con una fiabilidad sin precedentes.

En la actualidad, las personas que presentan los síntomas del Parkinson tienen que someterse a varias pruebas para que los médicos pueda efectuar un diagnóstico adecuado e inequívoco. Esto es debido a que la enfermedad se manifiesta con signos similares a los de otros trastornos neurológicos, de manera que los especialistas necesitan descartar otras patologías posibles para estar seguros.

Sin embargo, a partir de ahora el diagnóstico se podrá proporcionar en un tiempo mucho más reducido, ya que el proceso para saber si alguien tiene Parkinson o no será mucho más sencillo. 

Esta patología se produce como consecuencia de la acumulación de productos tóxicos en el organismo que provocan el daño celular degenerativo. La nueva prueba se basa en un descubrimiento que revela que esta sobreproducción de tóxicos se debe a la hiperactividad de las mitocondrias. Lo que detectan los médicos en la sangre es el interruptor químico que hace que las mitocondrias trabajen mucho más de lo que deberían. 

Una app para el smartphone ayuda a detectar el Parkinson

Los científicos han probado el análisis de sangre con 38 personas, 29 de ellas han dado positivo y las 9 restantes formaban parte del grupo de control. Los resultados de la prueba han demostrado ser muy fiables y en un futuro próximo esperan ampliar el ensayo clínico.

Para que el análisis se haga realidad y llegue a los hospitales y centros médicos cuanto antes, la Fundación Michael J. Fox para la Investigación del Parkinson ha realizado una donación, y los investigadores esperan que la prueba esté disponible para su uso clínico en los próximos cinco años.

Ver ahora: