Skip to main content

¿Es realmente saludable beber dos litros de agua al día?

beber dos litros de agua

07/10/2016 - 19:39

Tradicionalmente se recomienda beber dos litros de agua al día, pero esta afirmación carece de base científica. ¿Qué hay de verdad y qué hay de mito?

Tradicionalmente se recomienda beber dos litros de agua al día, pero esta afirmación carece por completo de base científica. ¿Qué hay de verdad y qué hay de mito en esta afirmación?

Recientemente, un estudio dirigido por la Universidad de Monash en Melbourne (Australia) cuestiona la idea popular de que debemos beber ocho vasos de agua al día por adulto para garantizar un buen estado de salud. Y es que, de acuerdo con los resultados de este trabajo, que ha sido dirigido por el profesor Michael Farrell, no solo no es recomendable, sino que beber en exceso puede provocar reacciones adversas en nuestro cuerpo.

El estudio demostró que, en caso de ingerir una cantidad de líquido muy elevada, el cerebro activa un mecanismo que inhibe la acción de tragar con el objetivo de mantener bien equilibrados los volúmenes de agua en el cuerpo. "Si solo bebemos lo que nuestro cuerpo nos exige probablemente vamos a hacerlo bien", explica el profesor Farrell. "Solo beber cuando tengamos sed en lugar de llevar una programación elaborada".

Para llevar a cabo el estudio, el equipo pidió a los participantes que calificaran la cantidad de esfuerzo requerido para tragar agua en dos situaciones diferentes: después de hacer ejercicio o poco después de haber tomado mucho líquido. Los resultados de esta prueba revelan que beber cuando no tenemos sed nos supone el triple de esfuerzo que hacerlo cuando nos lo pide el cuerpo.

Beneficios e inconvenientes de las bebidas isotónicas deportivas

Los investigadores utilizaron la resonancia magnética funcional (IRMf) para medir la actividad en varias partes del cerebro, centrándose en el breve período justo antes de tragar. En los resultados de la IRMf se puede ver que las áreas prefrontales del lado derecho del cerebro estaban mucho más activas cuando los participantes estaban tratando de beber con mucho esfuerzo, lo que sugiere que el córtex frontal intenta inhibir la deglución.

En las conclusiones del estudio, los científicos aseguran que el consumo excesivo de agua nos pone en peligro de sufrir hiponatremia, un trastorno que se produce cuando los niveles vitales de sodio en la sangre son anormalmente bajos.