Skip to main content

eSPEAR, el primer repelente de tiburones de bolsillo

Repelente de tiburones

04/09/2019 - 20:14

Los ataques de tiburones son relativamente raros, ya que en contra de lo que muchas personas piensan, los tiburones no suelen atacar a las personas. Pero de vez en cuando se produce alguno, y las mordeduras pueden causar graves daños. Para evitar problemas a los buceadores, surfistas y bañistas Ocean Guardian ha creado eSPEAR, el primer repelente de tiburones de bolsillo del mundo.

Pese a la forma y diseño que se puede ver en el vídeo, eSPEAR no es un arpón. No dispara nada, sino que crea un campo eléctrico de baja intensidad alrededor del usuario que repele a los tiburones cuando se acercan.

La mejor característica de eSPEAR es que no produce ningún daño al tiburón. Y tampoco genera residuos ni contamina como sí hacen las redes de protección anti tiburones, por ejemplo. Además es completamente portátil. Se puede llevar en el bolsillo o colgado en un lateral del traje de buzo, o del bañador. Puedes verlo en funcionamiento en este vídeo:

¿Cómo funciona eSPEAR? Los tiburones, como la mayoría de los animales, utilizan sentidos como la vista, el olfato o el oído para detectar a sus presas a media y larga distancia. Pero en los años 60 del pasado siglo se descubrió que un órgano especializado que tienen estos animales en el hocico, llamado Ampolla de Lorenzini, podía captar los campos eléctricos de los animales situados a un metro de distancia. Los tiburones, así como las rayas, los utilizan para perseguir a sus presas, o seguir las corrientes marinas.

eSPEAR, el repelente de tiburones de bolsillo tiene forma de arpón desplegable porque en cada extremo del dispositivo posee un electrodo que, al contacto con el agua, genera un campo eléctrico de baja intensidad de 2x1 metros, suficiente para contener al usuario en su interior.

Cuando un tiburón se acerca a ese campo eléctrico le produce una especie de calambre en sus receptores eléctricos situados en la Ampolla de Lorenzini, ocasionándole malestar. Este sistema consigue que el tiburón se marche, sin dañarlo en absoluto.

Diversos estudios independientes han confirmado que este campo eléctrico de baja intensidad no es dañino ni para las personas ni para los tiburones.

eSPEAR dispone de una batería que dura varias horas, así que puede dejarse activado mientras se bucea o se nada en zona de tiburones, o activarse cuando se detecta su presencia.

Esta versión está pensada para los buzos, pero existen otras variantes que se colocan en tablas de surf, balsas, y muelles de pesca. Si estás interesado, eSPEAR está a la venta en su página web a un precio de 299 dólares.

Tags:

#ciencia