Este asfalto absorbe hasta 3.300 litros de agua por minuto

¿Qué es LIFE?
¿Qué es LIFE?
Este asfalto absorbe hasta 3.300 litros de agua por minuto

Cuando llueve de forma abundante, en muchas zonas de las ciudades se producen grandes encharcamientos que ponen en peligro el tráfico y la circulación de los viandantes. 

Topmix Permeable puede ser la solución a este problema. Se trata de un nuevo tipo de asfalto poroso, fabricado por una empresa de Reino Unido dedicada a los materiales de construcción sostenibles, que puede absorber hasta 3.300 litros de agua por metro cuadrado en un minuto, lo que ayudará a prevenir inundaciones.

El pavimento está compuesto por diferentes capas, y la superficial tiene la capacidad de drenar el agua para acumularla en otra capa interior, donde queda almacenada hasta su evaporación o guardada en un sistema de recogida que permite reutilizarla para otras actividades, por ejemplo el regadío. 

Esto es posible gracias a que en lugar de emplear hormigón a base de arena para su fabricación, la compañía utiliza pequeñas piezas de granito triturado dejándolas lo suficientemente sueltas como para que permitan el paso del agua

Dependiendo de las necesidades particulares de cada zona, Topmix Permeable se puede aplicar con tres configuraciones diferentes. Una de ellas está especialmente preparada para filtrar el agua al completo hasta la capa interior, recomendable para zonas húmedas en las que la lluvia no afecte mucho.

Farolas inteligentes recogen datos de la ciudad en tiempo real

El segundo diseño cuenta con una capa interior semipermeable que dirige el agua hasta el sistema de alcantarillado, útil para áreas en las que haga falta recoger más agua. Por último, la tercera configuración cuenta con un sistema que captura que almacena el líquido y está pensado para zonas en las que se quiera reutilizar esta agua

Este asfalto revolucionario se puede instalar en todo tipo de climas salvo en aquellos en los que las temperaturas sean excesivamente bajas, ya que el caudal almacenado en las capas internas y los sistemas de recogida del pavimento correría el riesgo de congelarse.

[Fuente: Tarmac]