Skip to main content

Este es el fósil humano más antiguo conocido fuera de África

fosil humano

25/01/2018 - 22:01

Un equipo internacional de investigadores liderado por la Universidad de Tel Aviv ha descubierto el fósil humano más antiguo que ha sido hallado fuera de África. Este descubrimiento cambia la historia de la humanidad tal y como la habíamos planteado, y sugiere que la migración de los homo sapiens modernos fuera del continente africano se produjo al menos 50.000 años antes de lo que pensaba hasta ahora.

El hallazgo se ha llevado a cabo en Misliya Cave en Israel, uno de los varios sitios de cuevas prehistóricas que se encuentra en el Monte Carmelo, una cordillera ubicada en Israel sobre el Mar Mediterráneo. Los miembros del equipo están emocionados: "Proporciona la evidencia más clara hasta el momento de que nuestros antepasados emigraron de África mucho antes de lo que creíamos", afirma Rolf Quam, profesor de Antropología de la Universidad de Binghamton y coautor del estudio. "También significa que los humanos modernos se encontraron e interactuaron durante un tiempo más largo con otros grupos arcaicos, brindando más oportunidades para la cultura e intercambios biológicos".

Encuentran los fósiles más antiguos del mundo en Canadá

Como puedes ver en las imágenes y el vídeo que acompañan a esta noticia, el fósil se trata de un fragmento de mandíbula superior con varios dientes que perteneció a un humano adulto con una edad comprendida entre los 20 y los 30 años. Varias técnicas de datación sugieren que estos huesos tienen entre 175.000 y 200.000 años de antigüedad, lo que significa que los humanos abandonaron África al menos 50.000 años antes de lo que se pensaba.

Otras evidencias arqueológicas de la cueva de Misliya demuestran que sus habitantes eran hábiles cazadores de especies de caza mayor, sabían hacer fuego y disponían de herramientas de pieda del Paleolítico Medio Temprano. 

Fósil humano moderno

El homo sapiens moderno se originó en África hace entre 300.000 y 200.000 años, y reconstruir los movimientos poblacionales no resulta fácil: es una ardua tarea que se lleva a cabo gracias al estudio de los restos fósiles que los arqueólogos van encontrando.

Hasta ahora, las pruebas disponibles indicaban que los humanos modernos habían permanecido en África hasta hace unos 120.000 años aproximadamente, momento en el que emigraron a Oriente Próximo. El nuevo fósil desmiente la teoría inicial y nos muestra que los movimientos de población se produjeron bastante antes. Este descubrimiento ayudará a esclarecer lsa rutas migratorias de los humanos modernos para conocer mejor la evolución de nuestra especie. 

[Fuente, fotos y vídeo: Binghamton University]

Ver ahora: