Skip to main content

Un estudio descubre que cierto tipo de carro de supermercado te hace gastar más

Hacer la compra en un supermercado

DepositPhotos

30/11/2021 - 19:40

Este pequeño cambio en el carro de supermercado podría hacerte gastar hasta un 25 % más en cada una de tus compras.

Hay técnicas realizadas por los grandes supermercados para que acabemos llenando mucho más nuestro carro de la compra, y si bien ya son conocidos los pertinentes pasillos o incluso recorridos guiados para que pasemos por cierto lugares y compremos más cosas, dentro de poco también podrían popularizarse una serie de carros ideados para que vaciemos más nuestros bolsillos.

Y ahora un nuevo estudio sugiere que un pequeño cambio en los carros tradicionales de la compra puede impulsar las ventas de un comercio hasta en un 25 %. En concreto cambiar la tradicional barra que encontramos en los carros para empujarlos y sustituirla por dos asas laterales, incrementaría la cantidad de nuestra compra.

Así lo explican científicos de la Bayes Business School de la Universidad de la City de Londres, vía dailymail, donde han examinado cómo la disposición de las barras puede afectar a las decisiones de compra.

Carros de la compra

Bayes Business School/Dailymail

En concreto el profesor Zachary Estes, uno de los responsables del estudio, afirma que “es impactante descubrir que hacer un pequeño cambio en la posición de las barras puede tener un impacto tan grande en el gasto de los compradores. De hecho las barras literalmente nos hacen flexionar nuestros músculos al comprar”.

En el estudio se señala que cuando usamos un carro tradicional, con la pertinente barra para empujar el mismo, hacemos uso de los tríceps, un movimiento asociado con empujar cosas. 

Sin embargo, cuando usamos un carro con dos asas colocadas de forma lateral, como si fuera una carretilla, lo que usaremos serían nuestros bíceps, que se utilizan para tirar cosas hacia nosotros, y por lo tanto, supuestamente, llevaríamos más artículos al carro.

Afirman que las pruebas con los clientes, aquellos usuarios que estuvieran utilizando los carros tradicionales gastaron un promedio de 25 euros en la tienda, mientras aquellos que utilizaron los carros adaptados con el manillar en forma de dos asas, se gastaron ocho euros más por compra.

Pero este estudio no es solo negativo para nuestros bolsillos, sino que también nos podría dar una idea y una ventaja en nuestras próximas compras. Y es que si por ejemplo viéramos este tipo de carros en los distintos comercios, el cliente ya podría estar avisado de antemano de ello, con lo que podía acabar optando por otras soluciones como coger dos cestas en lugar del carro con las asas.

Se trata de una interesante investigación que se publicará en el Journal of Marketing durante las próximas semanas, pero los científicos ya te avisan, por si acabas viendo este tipo de carros en tu comercio favorito.

Y además