Skip to main content

Europol cierra el mayor mercado de ataques DDoS y detiene a sus responsables

ataque ddos

27/04/2018 - 11:01

Europol ha dado un paso más para librar a las empresas (y usuarios) de los molestos ataques DDoS. El objetivo de un ataque DDoS es tumbar una web, algo que se realiza utilizando miles de servidores mandando datos al mismo tiempo contra un único objetivo, lo que termina colapsando el servidor y, por tanto, la web atacada se ''cae''. Ahora, quienes han caído son los responsables de WebStresser.

Estos ataques DDoS se han producido contra numerosos objetivos estos últimos años, y de muy diversa índole. Hemos visto ataques a la Casa Blanca y al Pentágono, pero también a servicios de videojuegos como Xbox Live o PlayStation Network. Hay veces que se hacen con el objetivo de conseguir algo del servicio atacado y, en otras ocasiones, el único fin es fastidiar la experiencia de usuario, como cuando se atacan los servidores de los servicios online de consolas en Navidad, uno de los días con más actividad en dichos servicios.

Encontrar a los responsables de un ataque DDos es tremendamente complicado, ya que los servidores suelen estar distribuidos en diferentes partes del globo y, además, habiendo cientos o miles de ellos es prácticamente imposible identificar el origen y, por tanto, capturar a quienes están detrás del ataque. Sin embargo, el trabajo de Europol ha conseguido cerrar WebStresser, el mayor ''mercado'' de ataques DDoS de Internet. Además, seis administradores de la web han sido detenidos en diferentes países (Reino Unido, Canadá, Cracia y Serbia).

GitHub superó un ataque de 1,5 TB por segundo casi sin despeinarse

Se estima que WebStresser ha sido responsable de más de cuatro millones de ataques hasta abril de este año y sus más de 136.000 usuarios registrados tenían el acceso a un ataque a gran escala al alcance de la mano. Solo 14,99 dólares como cuota mensual te permitían elegir un objetivo para realizar un ataque DDoS. La Europol ha sido firme en un comunicado, afirmando que estos ataques no son inofensivos:

''Los ataques DDoS son ilegales. Muchos entusiastas se involucran en estas actividades que, aparentemente, son de ciberdelincuencia de bajo nivel. Sin embargo, no se dan cuenta de las consecuencias de estos crímenes. Las sanciones son severas: si realizas un ataque DDoS, desarrollas o suministras este tipo de servicio, puedes recibir penas de prisión, multa o ambas''.

Como veis, la Europol lo califica de ''crimen'' y habrá que ver qué penas caen sobre los administradores de WebStresser. La operación, llamada ''Operation Power Off'', se ha realizado entre la policía alemana y la británica, con apoyo de autoridades estadounidenses, españolas, chinas, croatas, holandesas, italianas, canadienses y australianas, y parece que ha sido todo un triunfo. Desde la Unidad de Cibercrímen Holandesa han declarado que ha sido un cierre significativo debido a la magnitud de la web.

[Vía: Wccftech; Fuente: Europol]

Ver ahora: