Skip to main content

Un exosqueleto permite andar a un joven con movilidad reducida

Exoesqueleto

Àlex Lázaro

03/11/2016 - 15:00

Un exoesqueleto devuelve la posibilidad de andar a un joven con movilidad reducida provocada por un accidente de coche en 2007, cuando sólo tenía 17 años.  

En 2007 Mark Daniel, un chico estadounidense tuvo un accidente de tráfico que le afectó la movilidad de sus extremidades inferiores con tan solo 17 años. Ahora, casi diez años después, los médicos de The Institute for Human and Machine Cognition (IHMC) han perfeccionado un exoesqueleto para que el joven vuelva a andar. 

Tras el accidente, Daniel se propuso recuperar la movilidad que había perdido y durante años estuvo acudiendo a largas sesiones de fisioterapia sin obtener grandes resultados. Tras ver los pocos avances que experimentaba, sus médicos decidieron contactar con el IHMC y los investigadores de allí creyeron que Daniel se trataba del paciente idóneo para probar el exoesqueleto, un nuevo dispositivo que estaban desarrollando para que chicos jóvenes volviesen a andar.

Daniel aseguró que: "Es parte de mi personalidad el intentar hacer cosas nuevas. Vivir con temor a una nueva experiencia no es algo a lo que le dedico mi tiempo". Así que cuando el joven recibió la noticia se implicó al 100% con los médicos del IHMC y comenzaron a trabajar lo más rápido posible.

El experimento fue un completo éxito y Daniel comenzó a recuperar la movilidad al poco tiempo de trabajar con los desarrolladores del exoesqueleto. En un principio se esperaba que pudiese hacer algunos pasos y que el dispositivo le ayudase a cargar pesos, subir escaleras y salvar obstáculos, pero poco después se vio que era el compañero perfecto para personas que tenían afectada su movilidad.

Hyundai ha creado un exoesqueleto

Daniel quedó en segundo lugar en el Cybathlon, los primeros juegos olímpicos biónicos, que tuvo lugar el 8 de octubre de 2016 en Zurich, Suiza. En el evento compitieron 70 atletas, en su mayoría jóvenes que no podían andar, de 25 países de todo el mundo que necesitaban ser ayudados de algún tipo de robot para poder realizar las acciones.

Daniel comentó que: "Fue un honor ser parte de este evento. Necesitábamos este tipo de publicidad para concienciar a la gente de la gran ayuda que la robótica están brindando a la comunidad de personas con discapacidades. La mayoría de personas con las que he hablado ni siquiera sabía que este tipo de tecnología existe".

La ciencia y la tecnología van de la mano en determinados campos, como el de la salud, y pueden ayudar a que personas como Daniel recuperen la movilidad con un exoesqueleto,  uno de los dispositivos que más alegrías puede dar a todos aquellos que por un motivo u otro sean incapaces de andar o mantenerse en pie. 

Indego ayudará a andar a parapléjicos

[Fuente: Digitaltrends]