Logo Computerhoy.com

Así funciona el neuromarketing en los supermercados para que compres más y más caro

Alimentación
Supermercado

Estas son todas las técnicas que utilizan los supermercados para que compres mucho más, y es probable que no te hayas dado cuenta antes.

Uno de los sitios donde más horas pasamos a la semana es el supermercado, un supermercado que vende cualquier producto que necesitamos para nuestro día a día, y si bien se nos vienen a la cabeza algunas cadenas en concreto como Mercadona o Lidl, lo cierto es que prácticamente cualquiera utiliza sus propias estrategias para que compres mucho más, aunque no lo necesites.

Y para que tengas esa necesidad de comprar aunque no lo necesites, hacen uso del neuromarketing, una técnica que prácticamente utilizan todos los supermercados del mundo, y que se hacen a través del ambiente, los precios, promociones, y engañando a nuestros sentidos.

Y tal como señala Jorge Anduix de la agencia de marketing Inprofit a Business Insider, por una parte tenemos el precio psicológico de 9,99 € para parecer que estás pagando menos, pero también otras técnicas que seguro que no conoces que intentan despertar nuestra parte más irracional para que compremos impulsivamente.

Otra de las estrategias que usan los supermercados es la composición de los pasillos. Y es que los supermercados están ideados para que prácticamente pasemos por todos los pasillos, entrando por un lado pero saliendo en el otro extremo. Igualmente juegan con los distintos callejones sin salida, obligándonos a pasar por pasillos que no teníamos pensado ir para que compremos mucho más.

Pero según BitBrain, se aplican de distintas formas las tecnologías del neuromarketing y esto se hace gracias a la tecnología. Comentan que las técnicas se dividen entre los biosensores, los electroencefalogramas, las técnicas de arrastre ocular y los mapas emocionales.

Por una parte los biosensores miden las señales fisiológicas humanas del sistema nervioso periférico lo que nos permite saber si la persona está activa emocionalmente o si un determinado producto le ha impactado.

También trabajan con los encefalogramas, donde BitBrain utiliza una diadema equipada con sensores capaces de medir la señal eléctrica del cerebro y así elaborar distintas métricas para saber si la emoción es positiva o negativa.

Supermercado movil

También hablan de los mapas emocionales que permiten diseñar tiendas donde el consumidor siempre esté disfrutando de la experiencia.

Y sí,  juegan con nuestros sentidos. Primero con la vista, en concreto con las luces para que los alimentos parezcan más frescos y de mayor calidad.

Igualmente hablan de la altura a la que están situados los productos, entre 15 a 30° por debajo de la vista es lo mejor dado que es la forma natural de mirar del consumidor.

También tiene que ver la iluminación: en los frescos utilizan una iluminación más específica y más clara para que el producto se vea más fresco mientras que las carnes intentan utilizar una iluminación más rojiza para potenciar ese color de la carne.

También juegan con el oído, con el hilo musical, donde ponen música más rápida o más lenta según les interese que el cliente acabe antes o no de realizar su compra.

Además el hilo musical también se utiliza para hacer llegar a los clientes promociones y meterles prisa con productos limitados.

Evidentemente también juegan con al olfato, aromatizando ciertas áreas. Por ejemplo en la panadería intentan que siempre huela a pan recién hecho mientras que en otros lugares como la pescadería, intentan que no huela absolutamente a nada con extractores de olores.

Descubre más sobre autor/a de este artículo.

Conoce cómo trabajamos en Computerhoy.

Etiquetas: Alimentación

Hoy destacamos

Y además