Skip to main content

IA en los coches sin conductor de Google será tu "chófer"

IA es tu nuevo chófer, según regulaciones
user

10/02/2016 - 22:53

Si te subieras a uno de los curiosos coches de autoconducción de Google, no serías considerado el conductor, según una carta enviada a Google por funcionarios de la federación de transporte.

En lugar de ello, la ley va a tratar el software del coche como conductor.

"Estamos de acuerdo con Google en que [sus vehículos de autoconducción] no tendrán un 'conductor' en el sentido tradicional en que los vehículos han tenido conductores durante los últimos cien años", dice la carta. "Si ninguno de los ocupantes humanos en realidad puede conducir el vehículo, es más razonable identificar al "conductor" como lo que sea (en lugar de quien sea) que está haciendo la conducción," dictaminó. 

La decisión de la Administración Nacional de Seguridad del Transporte por Carretera marca un gran momento para Google y el resto de la industria automotriz en la carrera para construir el primer vehículo de motor totalmente autónomo.

Mientras que la mayoría de los otros fabricantes de automóviles están construyendo vehículos con volantes, pedales de freno y otra maquinaria en mente, Google imagina un coche robot que no tendrá ninguna de estas cosas.

Esto plantea preguntas acerca de cómo el gobierno podría ver esos coches.

Así se comunicará el coche autónomo de Google con peatones.

En noviembre, Google presentó una carta a la NHTSA planteando dicha cuestión, exigiendo una mayor claridad acerca de la palabra "conductor" y a qué requisitos federales Google debería atenerse como resultado, desde espejos retrovisores a luces intermitentes.

La respuesta de la NHTSA tiene implicaciones de amplio alcance para los ingenieros de Google, pero no le da categóricamente el beneficio de la duda a Google.

Por ejemplo, las regulaciones existentes de la agencia para los coches convencionales requieren que los vehículos incluyen pedales de freno y frenos de emergencia que operan independientemente el uno del otro por el "control de la mano o el pie." Obviamente, las computadoras en coches de Google no tendrían manos o pies.

Aunque la NHTSA está de acuerdo con Google que el coche estaría estaría controlando los frenos, este hecho "no es excusa" para que Google no obedezca el "lenguaje llano" de la regulación, se dijo.

Hasta que la agencia escriba nuevas reglas para los coches sin conductor, la NHTSA dijo que Google podría tener que solicitar una exención de dicha norma.

La carta ofrece un vistazo del vanguardismo –y complejidad– del mundo de la regulación de coches sin conductor. A medida que estos vehículos se vuelven más "normales", es de esperar que surgirán más debates legales similares.

Ver ahora: