Skip to main content

Un grupo de científicos internacionales halla indicios de vida en Venus

Venus

14/09/2020 - 22:09

Nuevos e interesantes indicios de vida en Venus, nos ponen al borde de un asombroso descubrimiento. El problema es que ir a Venus a comprobarlo no es nada fácil...

Dicen que Venus es el planeta gemelo de la Tierra: es rocoso, con un tamaño y una masa similar al nuestro. Pero sus condiciones son las más inhóspitas de todo el Sistema Solar, incompatibles con la vida: la temperatura alcanza los 450 grados centígrados y la presión es de 90 atmósferas, similar a la que hay en el fondo del mar, a 800 metros de profundidad. Rios de lava y lluvias de ácido sulfúrico recorren su superficie. Las sondas que se han enviado, han acabado destruidas en cuestión de horas. Y aún así, los científicos han encontrado indicios de vida en Venus.

La clave es el lugar: no en su superficie, sino en... sus nubes. A 50 kilómetros de altura hay una capa de nubes en donde la temperatura ronda los 60 grados centígrados y la presión es similar a la Tierra. Ahí se dan condiciones para la vida, ya que en nuestro planeta hay organismos microscópicos capaces de vivir a 60 grados, y se han encontrado microorganismos a 41 kilómetros de altura.

Hace dos años ya se detectaron nubes oscuras en Venus que se comportaban como bacterias. Y hoy otro descubrimiento importante refuerza estos indicios de vida extraterrestre.

Científicos internacionales han descubierto fosfina en las nubes de Venus. Se trata de un gas que puede provenir de la degradación de la materia orgánica, o de procesos naturales gaseosos en volcanes y otros compuestos químicos. Lo importante de la noticia es que las cantidades de fosfina que han medido en las nubes de Venus, 20 partes por cada 1.000 millones, solo pueden ser generadas por microorganismos, y no por volcanes o emisiones de gas.

Otro indicio del origen orgánico es que la naturaleza ácida de las nubes de Venus debería destruir la fosfina rápidamente. Sin embargo mediciones llevadas a cabo con dos años de diferencia, demuestran que el flujo de fosfina es constante.

¿Significa eso la confirmación de que en Venus hay vida en forma de microorganismos? Lo cierto es que aún no. Lo que dicen los científicos es que la cantidad de fosfina que han medido en Venus solo se puede explicar, con los conocimientos que tenemos, con un origen orgánico. Pero es poco lo que sabemos de Venus, y el planeta podría estar generando fosfina con un método completamente nuevo que desconocemos.

En todo caso se trata de un descubrimiento importante, porque aunque solo sean indicios de vida, esos indicios son muy raros en el Sistema Solar.

Y si no encontramos vida, al menos descubriremos nuevos procesos químicos en el Universo, que hasta ahora no conocíamos.