Skip to main content

La instalación de radares de la DGT en el guardarraíl podría ser ilegal

radares dgt

Sandra Arteaga

26/03/2018 - 15:12

La operación salida de Semana Santa arrancó el pasado viernes 23 de marzo, y como seguro que ya sabrás, el dispositivo de control de seguridad incluye los famosos minirradares de la DGT que se caracterizan por su tamaño compacto y por que se pueden instalar en cualquier parte. No obstante, el Departamento de Seguridad Vial de la ONG Unión Internacional para la Defensa de los Motociclistas denuncia que la instalación de los radares en el guardarraíl es ilegal.

La semana pasada, el ministro del Interior Juan Ignacio Zoido presentó los medios que la DGT iba a desplegar en la operación de Semana Santa 2018. Además de 291 motos nuevas, 1.000 alcoholímetros adicionales y 694 lectores de droga portátiles, los protagonistas del dispositivo fueron los 60 nuevos radares Velolaser, que estarán instalados en las carreteras españolas hasta las 24:00 horas del próximo lunes 2 de abril, momento en el que la operación se dará por concluida.

Los nuevos radares de la DGT resultan casi invisibles para los conductores y, de acuerdo con su fabricante, Invia Sistemas, se trata de la mejor solución para reducir la siniestralidad de cualquier tipo de vía. Y es que estos minirradares láser son pequeños y versátiles, se pueden instalar en cualquier parte y son capaces de realizar controles de velocidad de hasta 250 km/h en dos carriles y en ambos sentidos de la circulación. Además, no necesitan cables para funcionar y se pueden controlar desde cualquier dispositivo móvil con conexión WiFi o 3G/4G.

Avisadores de radares para evitar multas por menos de lo que imaginas

De acuerdo con Unión Internacional para la Defensa de los Motociclistas, el problema con los nuevos minirradares se encuentra en que los soportes sobre la barrera metálica de seguridad en los que han sido instalados son ilegales y comprometen la seguridad vial. Según las averiguaciones de esta ONG, la DGT no ha superado la Norma UNE EN 1317 para la instalación del cinemómetro sobre el guardarraíl, y tampoco ha llevado a cabo ningún ensayo.

En su escrito, recuerdan que "la incorporación de cualquier elemento a la barrera de estas características debe (no es opcional) ser debidamente certificado mediante la superación de las pruebas de la EN 1317", con el objetivo de garantizar que en caso del impacto de un vehículo con la barrera no se producirá un desprendimiento o proyección del radar que ponga en peligro a los usuarios.

Unión Internacional para la Defensa de los Motociclistas señala que ha solicitado a la DGT los informes oficiales de ensayo de los soportes para radares colocados en biondas, así como los tipos y fabricantes de barrera en los que se han efectuado pruebas. En caso de no haber superado las pruebas reglamentarias, la ONG exige la retirada de los minirradares del quitamiedos, y también solicita que no se coloque el cinemómetro con trípode a una distancia de 1,6 metros de la barrera metálica para evitar posibles daños en caso de colisión.

[Fuente: Unión Internacional para la Defensa de los Motociclistas]

Ver ahora:

Sobre el autor

Sandra Arteaga

Redactora

Me encanta la tecnología y entender cómo funciona todo, así que si quieres saber cómo utilizar algo, te lo explico.

Tags:

#Motor

Te recomendamos