Skip to main content

El mal del lector distraído es una realidad entre los que leen en pantallas

lectura leer

Depositphotos

07/05/2020 - 07:30

Leemos en papel y en pantalla, tanto periódicos como libros. Sea en formato físico o en ordenador, tablet y, sobre todo, móviles, no paramos de leer información en todo momento. Pero hay muchos factores que cambian en función de dónde lo hagamos y que están modificando la capacidad de concentración de las personas.

Desde una óptica alejada del sensacionalismo o el romanticismo, en los últimos años se ha podido observar cómo lo digital está cambiando nuestro cerebro y comportamiento. El principal motivo por el que no suele ser lo mismo leer en digital que en papel son los estímulos que se reciben.

Al leer en las pantallas de los móviles o el ordenador se reciben un gran número de notificaciones, necesidad de entrar en otras pestañas y rara vez se mantiene el lector en un mismo texto durante varios minutos. Leer de forma fragmentada, por encima o dejar lecturas pendientes es algo muy común que está provocando lectores distraídos.

La investigadora de la Universidad de California Maryanne Wolf afirma en su libro Lector, vuelve a casa: Cómo afecta a nuestro cerebro la lectura en pantallas que los circuitos neuronales de nuestro cerebro están cambiando con las nuevas formas de lectura. Los más jóvenes crecen en unas condiciones distintas a las generaciones pasadas que les provoca problemas en algunos casos.

¿Cuáles son esos casos? La capacidad de concentrarse en un libro o texto durante un largo periodo. Aunque no todo es negativo, ya que cuentan con los mecanismos para absorber información desde distintas fuentes con mayor rapidez y poder hilarlas.

Seguramente no es sencillo evitar este problema de distracción, ya que vence a las cualidades de cada niño, su educación -dentro y fuera del hogar- y el apoyo que reciban, tal como recoge La Vanguardia. Aunque tampoco hay que  pensar que el futuro vaya a ser malo, solamente se puede aventurar que será distinto.

Y además