Logo Computerhoy.com

Este es el mejor tipo de helado para las olas de calor, según la ciencia

Un grupo de científicos puso a prueba 10 tipos de helados replicando las condiciones del verano en un laboratorio, midieron su consistencia, forma, tamaño y punto de fusión para descubrir cuál es el mejor tipo de helado para soportar el calor. 

Chica comiendo un helado

Depositphotos

Foto del redactor Iván MuñozFoto del redactor Iván Muñoz

Tras una breve tregua parece que nos adentramos en una nueva ola de calor, y ya hemos perdido la cuenta este verano. Y no hay nada más veraniego y apetecible cuando hace mucho calor que un buen helado.

El estudio llevado a cabo en Islandia por el Dr. Edward Breeds, profesor de física en la Universidad de Nottingham Trent, se propuso descubrir cuál es el mejor tipo de helado para las olas de calor.

El investigador puso a prueba 10 tipos de helado replicando las condiciones de verano en el laboratorio y midiendo su consistencia, forma, tamaño y punto de fusión.

"La temperatura, así como los factores meteorológicos como el viento y la humedad, juegan su papel a la hora de garantizar que nuestro helado o polo elegido permanezca en su estado óptimo durante más tiempo", explicó.

Seguramente pienses que lo más refrescante es un polo de hielo, pero este estudio ha demostrado todo lo contrario: los helados con una capa de chocolate duro son en realidad la mejor opción cuando aprieta mucho el calor, ya que el punto de fusión más alto de la cubierta dura ofrece una capa de protección a su interior blando. 

Sorprendentemente, estos helados soportan temperaturas superiores a los 30 grados. También se descubrió que los helados en forma de cono son muy efectivos en los días más calurosos al estar menos expuestos al calor de nuestras manos, pudiendo soportar temperaturas de hasta 28 grados durante 40 minutos sin derretirse.

¡No puede ser bueno! El polémico helado chino que no se derrite ni con el fuego (vídeo)

El estudio concluye que los helados recubiertos de chocolate son la mejor opción para los días de más calor, ya que su capa externa tiene un punto de fusión más alto, lo que proporciona la barrera perfecta para mantener el helado más tiempo congelado. 

Esto hace que pueda refrescarnos durante más tiempo y no tengas que comerlo a toda prisa para que no se derrita, lo que evita esa desagradable y sucia sensación del helado escurriendo por nuestras manos.

Conoce cómo trabajamos en ComputerHoy.

Etiquetas: AlimentaciónCuriosidades, Cocina