El MIT utiliza bacterias para destruir los tumores del cáncer

¿Qué es LIFE?
¿Qué es LIFE?
bacteria destruye cancer

Un equipo de investigadores del Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT) y la Universidad de California San Diego en Estados Unidos ha llevado a cabo un estudio en el que utilizan bacterias para luchar contra el cáncer. 

Para poder programar los microorganismos para que vayan contra las células tumorales, los científicos han aprovechado la tendencia natural de las bacterias a acumularse en zonas donde está presente la enfermedad. Algunas cepas prosperan mejor en ambientes con poco oxígeno, como los tumores, y la supresión del sistema inmune del huésped también contribuye a crear unas condiciones favorables para que las bacterias prosperen. 

Estos científicos comenzaron a investigar la posibilidad de aprovechar las bacterias para combatir el cáncer hace varios años. Para llevar a cabo el estudio, han utilizado cepas inicialmente inofensivas y les han añadido cargas tóxicas mediante la integración de circuitos genéticos artificiales. 

Gracias a esta modificación, los microbios pueden destruir las células cancerosas a través de tres maneras diferentes. Por un lado uno de los circuitos produce hemolisina, una molécula que destruye las células tumorales dañando sus membranas celulares. Otro circuito tiene la capacidad de producir un fármaco que induce a la célula a llevar a cabo un suicidio programado. Por último, el tercero es una proteína que estimula el sistema inmunológico del organismo para que ataque al tumor.

Científicos descubren cómo detener el cáncer

Con el objetivo de evitar los efectos secundarios que se pudieran producir como consecuencia de la modificación de las bacterias, los investigadores añadieron otro circuito genético para que las células puedan detectar la cantidad de bacterias que hay a su alrededor. En caso de que haya un determinado nivel, los microorganismos se autodestruirán para evitar resultar tóxicos.

"Esto nos permite mantener la carga de las bacterias en todo el organismo a un nivel bajo para mantener el bombeo de los medicamentos solo en el tumor", explica Sangeeta Bhatia, líder de la investigación.

La vacuna universal contra el cáncer está un paso más cerca

En los ensayos de laboratorio con ratones, esta terapia de microbios combinada con quimioterapia consiguió reducir notablemente el tamaño de tumores en el hígado, mucho más que el medicamento por sí solo. En la actualidad, los científicos están trabajando en la programación de las bacterias con otros tipos de carga letal.