Skip to main content

Motivos por los que el test de antígenos puede dar un resultado falso

Test de antígenos

DepositPhotos

Kamila Barca

30/12/2021 - 07:31

Los test de antígenos son una forma rápida y cómoda de conocer tu estado de COVID-19. El momento, la temperatura e incluso lo que comas antes de hacerte la prueba podrían afectar a los resultados.

Los test rápidos para detectar el COVID-19 se han convertido en una herramienta popular durante estas últimas olas de la pandemia de coronavirus, especialmente desde la llegada de la variante ómicron.

En España, donde las infecciones se han disparado considerablemente, hasta alcanzar un récord de contagio diario, muchas farmacias han notificado que se habían agotado los kits para llevar a casa que contenían pruebas rápidas de antígenos. Mientras las colas se hacen cada vez más largas a la víspera de la Navidad, tanto en los laboratorios de pruebas como en los centros de salud.

Sin embargo, los resultados que se obtienen de los test actualmente disponibles no siempre son barómetros perfectos de las infecciones por SARS-CoV-2.

Las pruebas rápidas siempre han estado por detrás de los ensayos de PCR en lo que respecta a la precisión. 

Si bien las pruebas de antígenos ofrecen resultados en unos 15 minutos, antes de que apareciera la variante ómicron sólo tenían una precisión del 58% en el caso de las personas que no presentaban síntomas, o del 72% en el caso de las que sí los tenían, según una revisión de Cochrane de más de 24.000 muestras de tests. 

En comparación, una prueba de PCR correctamente realizada puede devolver resultados aprobados por el laboratorio con una precisión del 98%, según el mismo estudio basado en datos anteriores a ómicron. Sólo que se tarda más en recibir la respuesta, y se supone que hay que autoaislarse mientras se espera. 

Si optas por los resultados rápidos en lugar de la espera para estas navidades, deberías tener en cuenta algunos factores que podrían afectar a los resultados del test.

Los kits de tests caseros tienen fecha de caducidad

Los kits de pruebas rápidas de COVID-19 para uso doméstico son uno de los inventos más cómodos que han surgido de la pandemia. Múltiples empresas ofrecen pruebas rápidas de antígenos sin receta, con kits para llevar a casa que cuestan cerca de 30 euros el paquete de 5 test.

Aunque puede ser tentador abastecerse de pruebas de COVID-19 caseras mientras están disponibles, lo cierto es que hay que tener en cuenta que los kits caducan en un plazo de varios meses a un año.

Los paquetes de tests de venta libre suelen tener una pegatina en la caja que indica la fecha de fabricación y la fecha de caducidad

La última fecha indica el final de la vida útil de la prueba, que puede ser antes de lo que esperas: un kit de prueba BinaxNow que compré en septiembre caduca antes de finales de enero de 2022, por ejemplo. Aunque un test rápido de antígenos SARS-CoV-2 de Xiamen Boson Biotech comprado este diciembre, caduca en enero de 2023.

Abbott, el fabricante de los kits BinaxNow, amplió su vida útil de 6 meses a un año en mayo, tras la revisión de la Administración de Alimentos y Medicamentos de Estados Unidos (FDA). Otras empresas han hecho anuncios similares, y es posible que veamos más fechas de caducidad retrasadas mientras la FDA siga revisando los estudios de estabilidad.

Mientras tanto, los consumidores de test de antígeno caseros deben asumir siempre que un resultado de una prueba caducada es erróneo. 

Las temperaturas cálidas o frías pueden estropear los componentes de las pruebas

La temperatura a la que se almacena el test es importante. 

Los pequeños frascos de líquido que se mezclan con la muestra no están diseñados para soportar temperaturas o humedades extremas

"No utilices las pruebas rápidas cuando haga mucho frío, ya que eso puede disminuir sus beneficios o su eficacia", advierte Michael Mina, director científico de eMed. 

"Lo mejor es hacerlo a temperatura ambiente".

Las temperaturas recomendadas para el almacenamiento y la preparación pueden variar entre las pruebas, así que asegúrate de comprobar primero el envase.

El kit BinaxNow, por ejemplo, puede almacenarse entre 2 y 30 grados Celsius, pero una advertencia en letra pequeña dice que hay que asegurarse de que todos los componentes de la prueba estén a temperatura ambiente antes de usarlos.

Lo que comas puede influir en tu frotis faríngeo

Lo que ha comido en el almuerzo puede influir en el frotis faríngeo

Si la prueba de COVID-19 requiere un hisopo faríngeo en lugar de un hisopo nasal, lo que comas antes de hacerte la prueba también podría influir en los resultados rápidos.

Susan Butler-Wu, que dirige las pruebas clínicas de enfermedades infecciosas en la Universidad del Sur de California, EEUU, explica a Business Insider que el café y la Coca-Cola pueden causar falsos positivos si se utiliza un hisopo oral.

"Si te haces un frotis bucal después de haberte tomado un café, puedes obtener un positivo", advierte.

Cualquier cosa ácida —como el café, los refrescos o los zumos de fruta— puede comprometer la integridad de una prueba de flujo rápido o lateral. Aunque la solución de la prueba debería neutralizar cualquier ácido si se mezcla correctamente, los materiales del interior de la tira reactiva son demasiado delicados para arriesgarse a ello.

Los sitios de prueba y los kits que incluyen hisopos orales te advertirán que evites comer, beber y fumar durante al menos 30 minutos antes de la prueba.

También deberías evitar cepillarte los dientes o utilizar un enjuague bucal antes de la prueba de la garganta, ya que una buena higiene bucal podría eliminar temporalmente el virus de su boca y dar un falso negativo.

Todavía no se sabe con certeza si las pruebas detectan ómicron

Algunas pruebas rápidas pueden no ser muy buenas para detectar a ómicron, una variante del coronavirus que ya ha demostrado su capacidad para evadir algunas de nuestras defensas inmunitarias.

Los expertos están investigando si las pruebas rápidas de antígenos existentes mantienen su precisión en el diagnóstico de ómicron, según el Dr. Anthony Fauci, el principal epidemiólogo al frente de la pandemia en EEUU. La información preliminar sugiere que no todas ellas funcionarán para la nueva variante.

"Estamos intentando descubrir las que no reflejan un resultado preciso y, si lo hacemos, asegurarnos de que esas pruebas no se utilizan para diagnosticar ómicron", dijo el médico especialista en enfermedades infecciosas en una conferencia virtual con la Fundación de la Cámara de Comercio del país.

Hasta ahora, las pruebas de antígeno Abbott BinaxNOW y Quidel QuickVue parecen detectar ómicron con la misma precisión que otras variantes, según los estudios de laboratorio y la revisión de la FDA

La misma revisión descubrió que las pruebas de diagnóstico de Applied DNA Sciences, Meridian Bioscience y Tide Laboratories probablemente devolvían falsos negativos debido a la detección ineficaz de la variante ómicron.

Con el tiempo, los científicos dispondrán de más datos del mundo real que les ayuden a comprender cómo afecta ómicron al rendimiento de las pruebas. Hasta la fecha, se desconoce cómo afecta a otros test comercializados en España, como el rápido de antígenos SARS-CoV-2 de Xiamen Boson Biotech.

Este artículo fue publicado en Business Insider España por Kamila Barca.

Y además