El Museo de Dragon Ball existe, está en Japón y es una pasada

¿Qué es LIFE?
¿Qué es LIFE?

Aunque en un principio nació como una exposición itinerante que se movía por Japón, todo indica que el Museo de Dragon Ball se terminará de aposentar, convirtiéndose en uno de los museos más divertidos que nos hemos encontrado. Podremos volar en la nube Kinton, lanzar Kame Hame Ha (ondas vitales para los del anime) y hacer un montón de experimentos prácticos relacionados con la serie pero con base científica. 

La exposición itinerante que luego se convertiría en el Museo de Dragon Ball comenzó en Nagoya el verano pasado, y desde entonces ha recorrido gran parte de la isla, incluso escapándose para llegar a Taiwan. 

Mientras en Japón tienen el Museo de Dragon Ball, nosotros tenemos el terrorífico museo de cera

Cuenta con instalaciones del auténtico Capsule Corp que representan escenarios en los que los más jóvenes pueden hacer todo tipo de experimentos curiosos, e incluso conocer a los protagonistas de la serie. Atención especial a la tétrica C-18 que podemos ver en la foto a continuación. 

museo dragon ball

También podrán pelear contra los robots, convertirse en super guerrero (algo que todo el mundo ha intentado alguna vez en su vida) y en general, pasar un buen rato. 

Ahora sólo nos queda cruzar los dedos y esperar a que el Museo de Dragon Ball llegue a nuestro país, o al menos a algun lugar cercano. Ah, y que venga traducido. Los niños pueden hacer el esfuerzo de aprender ciencia, pero no parece probable que también vayan a ponerse a aprender japonés. 

En fin, si queréis más información sobre este Museo de Dragon Ball, estad atentos. Las información de la que disponemos es más bien escasa, pero si por casualidad nos leéis desde Japón, os informamos de que lo podéis encontrar junto a la estación de Daiba, abren de 10 a 6 y la entrada cuesta entre 400 y 500 yenes, dependiendo de si las sacáis anticipadamente. 

[Fuente: Kotaku]