NASA desplegará aviones para estudiar gases efecto invernadero

¿Qué es LIFE?
¿Qué es LIFE?
NASA estudiará gases de efecto invernadero

La NASA estará iniciando un experimento este mes que contará con la participación de aviones especiales destinadas a ampliar los conocimientos de los científicos sobre las fuentes de dos gases de efecto invernadero y su interacción con la atmósfera.

La campaña, conocida como Carbón Atmosférico y Transporte-América (ACT-America, por sus siglas en inglés) está destinada a extenderse durante varios años, durante los cuales medirán las concentraciones de dióxido de carbono y metano, en lo que se refiere a sistemas meteorológicos a lo largo de los EE.UU.

El estudio obtendrá mediciones en tiempo real de las estaciones de tierra y aviones en el aire para tratar de determinar las fuentes y los sumideros de los los gases. 

"El dióxido de carbono y el metano son los dos gases de efecto invernadero de larga duración más importantes en la atmósfera", dijo Ken Davis, investigador principal de ACT-America de la Universidad Estatal de Pennsylvania, University Park.

"Nos está siendo muy difícil inferir las fuentes y los sumideros de estos gases importantes, incluyendo la absorción de dióxido de carbono por la biosfera, y la emisión de metano a partir de una variedad de fuentes humanas y biológicas. Esperamos mejorar nuestra capacidad para medir las fuentes y los sumideros de hoy en día, lo que debería permitir mejoras en la gestión y simulación de clima futuro", explicó en un comunicado.

El cambio climático está desplazando el Polo Norte.

ACT-America empleará una nueva generación de sistemas de análisis de datos para convertir las observaciones regionales de las concentraciones de gases de efecto invernadero y las condiciones meteorológicas que los mueven alrededor de la atmósfera en las estimaciones más exactas de dónde se originaron los gases en la superficie y dónde son absorbidos.

Estos datos llenarán los detalles de cómo los gases se mueven por sistemas meteorológicos, información que ayudará a los científicos a interpretar las observaciones de gases de efecto invernadero a largo plazo con mayor precisión.

Los vuelos utilizarán las aeronaves de la NASA C-130H y King Air B-200. Ambas recopilarán datos para comparar con otras mediciones tomadas desde satélites al mismo tiempo y lugar.

Los vuelos especiales ACT-America tendrán su base en tres lugares separados, como es el Centro de Investigación Langley de la NASA, Hampton, Virginia y Wallops Flight Facility, Wallops Island, Virginia. Los vuelos adicionales se basarán en Lincoln, Nebraska y Shreveport, Louisiana.

Estos vuelos son los primeros de cinco que se prevén para el futuro, y cada uno tendrá alrededor de seis semanas para completarse.