Skip to main content

No tires la piel de la naranja: tiene usos increíbles que te sorprenderán

Naranja pelada con cáscara

Getty Images

23/04/2021 - 06:45

Cuando veas la cantidad de usos increíbles que tiene la piel de la naranja, no volverás a tirarla jamás. Toma nota de lo útil que resulta no solo para cocinar, sino también para limpiar y aromatizar tu hogar.

En la cocina, habitualmente desechamos algunas partes de los alimentos que no solemos comernos o que nos sirven para la receta que estamos preparando en ese momento. Es lo que sucede con la piel de la naranja que, salvo que vayamos a cocinar un postre o un guiso que necesite un poco de ralladura, la acabamos tirando.

Quizá no lo sabes, pero las cáscaras, tallos y hojas de algunos alimentos tienen propiedades muy interesantes que deberías aprovechar. La piel de la naranja es un buen ejemplo de esto: aparte de su valor nutricional (en dos cucharadas de ralladura hay 3 gr de fibra, 5 veces más vitamina C que en la pulpa y otras vitaminas y minerales), también se puede utilizar para muchas otras cosas

Presta atención a estos usos increíbles que te sorprenderán de la piel de la naranja:

  • Elimina malos olores de la nevera. ¿Tu frigorífico huele mal? La piel de la naranja puede ayudarte a eliminar los malos olores de la nevera. Llena una cáscara con sal y déjala en el interior: la sal absorberá la humedad y el mal olor, y la piel dejará su aroma cítrico.
  • Limpia la madera. La cáscara de naranja te permite sacar brillo a las superficies de madera y además dejará un olor muy agradable.
  • Abrillanta el acero inoxidable. Los aceites naturales de la piel de la naranja también resultan eficaces para eliminar las manchas de agua y abrillantar el acero inoxidable. 
  • Aromatiza tu armario. Mejora el olor de tu armario colocando un poco de piel de naranja fresca, y retírala cuando se seque. Dejará un aroma cítrico y fresco en tu ropa.
  • Fabrica repelente de insectos casero. La cáscara de la naranja contiene entre un 90 y un 95% de limoneno, una sustancia química tóxica para los mosquitos, moscas y otros insectos. Puedes fabricar un repelente casero para estos insectos machacando piel de naranja y colocándola en lugares estratégicos, como las ventanas o las puertas.
  • Ayuda para encender un fuego. Ahora que llega la temporada de barbacoas, guarda y seca la piel de las naranjas para ayudarte a encender el fuego. Los aceites de la cáscara son inflamables y favorecen la combustión.