Logo Computerhoy.com

La primera flota de trenes de hidrógeno del mundo ya circula por Alemania

Ciencia
La primera flota de trenes de hidrógeno del mundo ya circula por Alemania

Una forma de transporte más ecológico basado en el hidrógeno ya está haciendo sus primeras incursiones en el mundo ferroviario con una flota de 14 trenes, que comienzan a circular por Alemania.

Alemania se ha puesto manos a la obra y ha inaugurado una línea ferroviaria impulsada íntegramente por hidrógeno, algo que ocurre por primar vez en el mundo y que le da a este país un punto muy a favor en cuanto a ecologismo se refiere.

Desde hace ya un tiempo, existen dos tecnologías totalmente enfrentadas: la electricidad y el hidrógeno. Cada una con sus pros y sus contras intentan ponerse por encima de la otra, aunque por el momento continúa ganando, si nos centramos en el transporte, lo eléctrico, como podemos ver con los coches. Sin embargo y precisamente en este sector, el coche de hidrógeno va dando sus pequeños pasos.

Pues bien, no todo siempre tiene que centrarse en ese tipo de vehículos y ahora el transporte ferroviario también está ganando cierto protagonismo con estos grandes avances. Si hablamos de datos, estamos ante un proyecto con un coste estimado de 93 millones de euros, aunque se prevé que evitarán la evitarán la emisión de 4.400 toneladas de CO2 a la atmósfera cada año.

Según la CNN, nos encontramos ante una flota de 14 trenes suministrados por el gigante industrial francés Alstom al estado alemán de Baja Sajonia, que ha sustituido los trenes diésel que tenían hasta la fecha. Estos se irán sustituyendo poco a poco y, por el momento, ya hay cinco en circulación.

Sólo en Alemania, "entre 2.500 y 3.000 trenes diésel podrían ser sustituidos por modelos de hidrógeno", declaró Stefan Schrank, director de proyectos de Alstom, a la agencia de noticias AFP.  "De aquí a 2035, entre el 15% y el 20% del mercado regional europeo podría funcionar con hidrógeno", añade.

Estos trenes tan novedosos, mezclan el hidrógeno a bordo con el oxígeno presente en el aire del ambiente, gracias a una pila de combustible instalada en el techo. Así se produce la electricidad necesaria para mover el tren. Estos pueden alcanzar un máximo de 140 km/h, aunque la velocidad de la línea es mucho menor, entre 80 y 120 km/h.

La estación de abastecimiento de combustible, cuenta con 64 tanques de almacenamiento de alta presión, seis compresores de hidrógeno y dos bombas de combustible.

Destacar que este tipo de transporte se llevará a cabo, al menos por el momento, en as cortas distancias, ya que es donde realmente sale rentable la sustitución del diésel por el hidrógeno.

Descubre más sobre autor/a de este artículo.

Conoce cómo trabajamos en Computerhoy.

Hoy destacamos

Y además