Skip to main content

¿Y si el Tigre de Tasmania no se ha extinguido?

Tigre de Tasmania

21/05/2018 - 19:30

Los últimos tigres de Tasmania en libertad fueron exterminados entre 1910 y 1920. Los tres últimos tigres de Tasmania en cautividad murieron en el zoo de Hobart, en 1936. En 1986, la especie se consideró oficialmente extinta. Aunque parece que hay intentos por revivirla a través del ADN.

Pero los recientes y fiables avistamientos (aunque no confirmados) de los últimos años, han puesto en duda que el Tigre de Tasmania se haya extinguido. La Universidad James Cook ha iniciado un programa de videovigilancia que tiene como objetivo confirmar si existen tigres de Tasmania vivos.

Esta rara grabación nos muestra los últimos ejemplares de tigres de Tasmania que se conocen, en el zoo de Hobart, en 1933. El último de ellos murió en 1936:

Como casi todas las especies autóctonas australianas, el Tigre de Tasmania (no confundir con el Diablo de Tasmania, que aún existe) era una extraña mezcla de lobo, tigre (por sus rayas en el lomo) y canguro, pues era marsupial (llevaba a sus crías en un saco en el estómago).

¿Conoces las nuevas especies descubiertas en 2018?

Hay fosiles de lobo marsupial, como se le conoce científicamente, que datan de hace 4 millones de años. Vivió en todo el continente australiano, pero fueron desapareciendo hasta que quedar relegados a la Isla de Tasmania. Cuando los europeos quedaban allí, en el siglo XIX, quedaban unos 5.000 ejemplares. Las nuevas especies de perros y enfermedades que trajeron los nuevos colonos, y la caza, los extinguieron en apenas un siglo:

Tigre de Tasmania

Tras no confirmarse ningún avistamiento en 50 años, en 1986 el gobierno de Tasmania declaró a la especie oficialmente extinta.

Sin embargo en los últimos 20 años han aumentado los supuestos avistamientos (no confirmados con pruebas). Dos de ellos son especialmente relevantes, porque vienen de personas con conocimientos en la materia. Un guardia forestal del Parque Queensland y un explorador experimentado han ofrecido una detallada descripción (incluyendo color de ojos, morfología, movimiento y comportamiento) de cuatro ejemplares avistados a 6 metros, en condiciones de poca luz. Su descripción excluye cualquier otro animal similar (perros salvajes, dingos, etc.).

Tigre de Tasmania

Estas evidencias han llevado a varios zoólogos de la Universidad James Cook a iniciar una investigación. El pasado mes de abril colocaron 50 cámaras en los lugares de los supuestos avistamientos. El propio equipo de investigación reconoce que las posibilidades de encontrar tigres de Tasmania vivos son muy escasas, pero dado el gran número de especies endémicas que hay en la Isla de Tasmania aprovecharán la vigilancia para estudiar otras especies en peligro.

Aunque encontrar tigres de Tasmania en 2018 sería un milagro, lo cierto es que se han dado otros muchos casos de especies que se creían extintas que han vuelto a la vida, como este bonito pájaro en Singapur, el pez prehistórico celacanto, el insecto palo de la Isla de Lord Howe, o la simpática rata canguro de San Quintín, que puedes ver al final de este vídeo:

Quizá estamos enfocando mal el asunto, y la clave no es si el Tigre de Tasmania no se ha extinguido, sino lo que ocurrirá si encuentran ejemplares vivos. ¿Los asesinaremos (otra vez), como ha ocurrido con la primera loba vista en Dinamarca en 200 años?

Quizá sea mejor que no los encuentren...