Skip to main content

La sonda de la NASA que quiere conquistar el Sol despegará en agosto

Parker Solar Probe

24/07/2018 - 07:48

Una nueva sonda está preparada para emprender una nueva misión espacial. Sin embargo, no se trata de una sonda normal ni de una misión convencional. Nos referimos a la Parker Solar Probe, una sonda que pondrá muy pronto rumbo al Sol.

Llegar al Sol, tras conquistar la Luna y lograr poner vehículos no tripulados en Marte, ha sido una de las prioridades de las diferentes agencias espaciales. La propia humanidad a lo largo de la historia se ha sentido fascinada con la idea de llegar al Sol aunque, claro, no ha sido posible. Hasta ahora.

Y es que, al sonda Parker Solar Probe cuenta con un blindaje especial que permitirá que esté más cerca del sol que cualquier objeto artificial hasta ahora. Se trata de una misión no tripulada que la NASA anunció en mayo de 2017 y que se conocía como ''Misión Solar Probe Plus''.

En 2026, la NASA quiere investigar una zona desconocida del sistema solar

El objetivo e rastrear el flujo de energía que se envía a la atmósfera, el viento solar, y determinar la estructura y los campos magnéticos en las fuentes de viento solar, además de explorar los mecanismos que aceleran y transportan las partículas energéticas.

El despegue de la Parker Solar Plus (su nombre homenajea a Eugene Parker, astrofísico que desarrolló la teoría sobre los vientos solares, una de las que se quiere estudiar) se producirá en algún momento del próximo 4 de agosto. La sonda recorrerá el espacio a una velocidad que alcanzará los 200 kilómetros por segundo y se situará a unos 6 millones de kilómetros de la superficie solar tras varios meses orbitando alrededor de la estrella para poder ''colocarse'' a esa distancia.

Parece lejos, pero realmente se adentrará en la atmósfera solar, donde tendrá que soportar erupciones e impactos de partículas radioactivas a gran velocidad. Para ello, la NASA ha provisto a la Parker Solar Probe de un blindaje especial capaz de resistir las altas temperaturas.

Y es que, la zona en la que se ubicará será la corona solar, una zona que está aproximadamente 10 radios solares sobre la superficie y donde se produce ese ''viento solar'' con partículas subatómicas que una vez estuvieron ligadas al Sol.

Por ejemplo, las auroras del norte y sur terrestre se originan en esta corona solar, donde estará la nueva sonda de la NASA. Veremos qué utilidad tiene esta misión, la cual lleva en la agenda de la NASA desde que Rusia emprendió la conquista de la Luna, en plena Guerra Fría.

Según la NASA, han estado esperando durante 60 años para tener la tecnología capaz de crear una sonda que resista el impacto de todo lo que la Parker Solar Probe recibirá en esta misión. Y es que, la anterior misión fue la Helios, que ''solo'' llegó a una distancia de 43 millones de kilómetros del Sol