Skip to main content

El truco infalible para limpiar las rejillas de la cocina sin mover un solo dedo

Cocina de gas

Depositphotos

23/11/2021 - 03:00

Un de los elementos más farragosos de limpiar de una cocina son las rejillas que cubren los fogones de las cocinas de gas. Con este truco no solo conseguirás dejarlas impecables, además no tendrás que hacer un solo esfuerzo.

En la época de las vitrocerámicas y cocinas de inducción todavía son muchos los que se resisten a abandonar sus cocinas de gas, entre otras cosas porque defienden que la comida sabe mejor.

No voy a entrar a valorar este tipo de afirmaciones, lo único que puedo decir es que en la mayoría de restaurantes, incluso en los más afamados con Estrella Michelin, se utilizan principalmente este tipo de cocinas, por algo será.

Las cocinas de gas son lo más parecido que podemos tener en casa a los tradicionales fogones de carbón, y cuenta con muchas bondades: calientan los recipientes más rápido, aportar un gran poder calorífico desde el primer segundo, admiten todo tipo de cazuelas, ollas y sartenes, y para colmo son más económicas, sobre todo ahora que la luz está por las nubes.

Prácticamente todo son ventajas, exceptuado un punto importante: la limpieza. Las cocinas de gas son muy pesadas de limpiar, es algo indudable y el motivo principal por lo que muchos se han dejado seducir por los sistemas de inducción o vitrocerámica, donde simplemente hay que pasar la bayeta y poco más.

Dentro de las complicaciones para limpiar una cocina de gas, lo más laborioso es limpiar las rejillas. Su tamaño y enrevesado diseño lleno de recovecos hacen que su limpieza no sea para nada sencilla.

Al menos hasta ahora, ya que gracias a la popular influencer de limpieza Carolina McCauley hemos descubierto un ingenioso truco para limpiar la rejilla de la cocina de gas y los fogones sin realizar un solo esfuerzo.

Es muy sencillo, simplemente tienes que sumergir la rejilla en agua muy caliente, puedes hacerlo en el fregadero (si su tamaño te lo permite) o en un baño, e introducir una o dos pastillas de detergente para lavavajillas.

Dependiendo de la suciedad y grasa acumulada hay que dejar actuar más o menos tiempo, pero lo normal es que en unos 30 minutos la grasa se haya desprendido a su totalidad y la rejilla salga como nueva.

Una vez fuera del agua únicamente hay que dejar secar al aire o secar de forma manual con una bayeta de microfibra. Recuerda que este truco para limpiar la rejilla de la cocina de gas también es válido para los fogones.

Etiquetas:

#Hogar, #Limpieza

Y además