Skip to main content

El vino podría proteger los dientes y las encías, según un estudio

vino dientes encías

22/02/2018 - 15:48

Una nueva investigación sugiere que el vino tinto podría tener beneficios para la salud oral, ayudando a proteger los dientes de la caries y las encías de la enfermedad periodontal

Los efectos negativos del consumo excesivo de alcohol son sobradamente conocidos, y, aunque algunos estudios revelan que las bebidas espirituosas causan daños irreversibles al ADN o que tienen efectos nocivos la salud del cerebro desde la primera copa, otras investigaciones defienden que beber pocas cantidades tiene beneficios para la salud y que incluso podría alargar la vida. En el caso del vino tinto, algunos estudios sugieren que su contenido en polifenoles hace que su consumo moderado sea bueno para el corazón, para prevenir la diabetes tipo 2 o para reducir la inflamación.

Dado que las plantas y las frutas producen polifenoles para evitar la infección por bacterias dañinas y otros patógenos, en el nuevo estudio, publicado en el Journal of Agricultural and Food Chemistry, los investigadores se centraron en analizar si estos compuestos también pueden proteger los dientes y las encías de las bacterias que provocan la caries, la gingivitis y la periodontitis.

Para ello, el equipo comprobó el efecto sobre las bacterias que se adhieren a los dientes y encías que tienen dos polifenoles del vino tinto, así como extractos de uva y de vino tinto disponibles comercialmente. Los resultados demostraron que dos polifenoles aislados, ácido cafeico y ácido p-cumárico, resultan eficaces para evitar que las bacterias se adhieran a las células. El extracto de vino también, pero en menor medida que los compuestos aislados. 

Echa un vistazo a la selección de vinos tintos más vendidos de Amazon España

Además, si estos dos polifenoles se combinan con el Streptococcus dentisani, un probiótico que científicos valencianos demostraron que actúa contra la caries, los resultados fueron todavía mejores para repeler las bacterias patógenas. Los hallazgos de esta investigación allanan el camino para el desarrollo de nuevos tratamientos para proteger los dientes y las encías.

[Fuente: American Chemical Society]

Ver ahora: