Skip to main content

Cinco coches imposibles que llegaron a venderse

Coches absurdos

17/09/2018 - 21:25

En la historia del automovilismo hemos visto muchos coches absurdos. Feos, difíciles de pilotar, mal diseñados, que consumen mucho y tiran poco. Pero nada comparado con estos cinco coches imposibles que llegaron a venderse.

No es que sean malos coches en sí mismos, pero poseen alguna característica que cuesta creer que un equipo de ingenieros la haya aprobado.

Todo el mundo hemos soñado con diseñar nuestro propio coche. Aunque esos sueños no siempre terminan bien. Vamos a ver cinco coches imposibles a la altura del Coche de Homer, seleccionados por los expertos de Top Gear España.

Anibal Podadera

En 1991, el carrocero español Podadera Design creó una versión roadster del primer Seat Ibiza, con motor 1.5 System Porsche de 90CV. Lo ofreció a la propia Seat con el nombre de Ibiza Raider.

La marca española (por aquel entonces, ya en manos de Volkswagen) rechazó la oferta, así que sus creadores lo comercializaron por su cuenta con el nombre de Anibal Podadera.

Aníbal Podadera

Forocoches

Solo se fabricaron 83 unidades de este extraño híbrido de Seat Ibiza, motor Porsche y diseño roadster. Lo más llamativo eran los faros escamoteables, que dejaron de usarse en los 90 porque rompían la aerodinámica y eran peligrosos en caso de atropello.

Renault Clio V6

Coches absurdos

Wikimedia

Por fuera, el Renault Clio V6 es un coche aparentemente normal. Pero la peculiar colocación y potencia de su motor, lo hacía bastante difícil de conducir.

Fabricado en 2000, montaba un motor V6 de 230 CV colocado en el centro del vehículo, que además entregaba toda su potencia al tren trasero.

Su pequeño tamaño, unido a la potencia del motor que además empujaba desde atrás, exigía un pequeño entrenamiento a la hora de conducirlo.

Smart Crossblade

Coches absurdos

¿Un vehículo de carretera, o un coche de choque de la feria con ruedas? Mercedes Benz dejó con la boca abierta a todo el mundo en 2002 con este Smart Crossblade en donde, básicamente, eliminaba la carrocería, dejando solo unas barras de protección. No solo era poco seguro sino también muy ligero, 740 Kilos, así que cualquier golpe podía lanzarlo despedido. Uno de los coches imposibles que llegaron a venderse, y que más nos gustan.

Sí, en Amazon también venden repuestos de coches

 Volkswagen Touareg W12 Sport

Volkswagen Touareg W12

¿Un SUV con un motor de 12 cilindros? Es uno de los coches imposibles que llegaron a venderse en 2004.

Volkswagen consiguió meter casi a presión dos motores V6 unidos entre sí por el mismo cigüeñal. Así conseguía una cilindrada de seis litros y nada menos que 450 CV.

El  Volkswagen Touareg W12 Sport era una bestia que podía pasar de 0 a 100 en 5,9 segundos, y alcanzar los 250 Km/h. ¡En un SUV!

Nissan R390 GT1

Coches absurdos

Wikimedia

Solo existe una unidad de este Nissan R390 GT1, en versión carretera. Era un coche diseñado en 1997 para participar en carreras de resistencia, como las 24 Horas de Le Mans. Nissan se permitió el lujo de fabricar una versión Road, algo menos potente. Con un bloque V8 de 3,5 litros y un par máximo de 637 Nm, alcanzaba unos espectaculares 558 CV. Demasiado salvaje para pasearlo por la calle...

Hemos visto Cinco coches imposibles que llegaron a venderse.