Skip to main content

Cómo pagar menos por el impuesto de circulación en 2021

DGT circulación

DepositPhotos

02/03/2021 - 18:52

Mantener un coche puede suponer un gasto cercano a los 2.000 euros anuales, y eso sin contar los impuestos. Hay que ahorrar donde se pueda...

El coche particular ha sido el gran impulsor de la era moderna, pero es también una enorme carga que pesa como una losa en nuestra economía doméstica. Un coche parado puede gastar cientos de euros, y si lo usas, casi 2.000 euros anuales en mantenimiento, según Fintonic. Por eso vamos a mostrarte tres formas de reducir el Impuesto de Circulación.

Su nombre oficial es Impuesto sobre Vehículos de Tracción Mecánica o IVTM. Una tasa que gestionan los ayuntamientos por permitirte que tu vehículo circule por la localidad donde vives. Suele pagarse entre abril y julio.

Depende de varios factores, principalmente de la potencia de tu coche y del lugar donde vivas, pero en el peor de los casos (que tengas un coche de alta cilindrada y que vivas en San Sebastián), puede llegar a los 350 euros anuales.

El Impuesto de Circulación lo marca, en primer lugar, lo que se llama Caballos Fiscales (CVF), que dependen de la cilindrada del motor y el número de cilindros. Como mayor sean los CVF, más tendrás que pagar.

En segundo lugar, del lugar donde vivas. La ley recomienda un impuesto base, pero los ayuntamientos pueden bajarlo hasta el 25%, y subirlo hasta un 200%. Por esa razón la diferencia entre una localidad y otra puede llegar a los 300 euros. Así se han dado casos tan curiosos como que el de la localidad barcelonesa de Aguilar de Segarra, que solo tiene 250 habitantes pero están empadronados más de 60.000 vehículos...

¿Se puede ahorrar dinero con el Impuesto de Circulación? No hay mucho margen, pero nuestra compañera Elena Sanz de Auto Bild nos explica tres formas de pagar menos en el IVTM en 2021.

En primer lugar hay que saber que hay vehículos exentos de este pago. Son los que están adaptados a personas con movilidad reducida, los que se dedican al transporte público de viajeros, los de uso agrícola, ambulancias, vehículos con matrículas diplomáticas y vehículos históricos o de coleccionista.

Empadronarse en otro municipio

Un primer método para ahorrar dinero en este impuesto, es empadronarte en una localidad con un Impuesto de Circulación más bajo. Quizá un pueblo al lado de la ciudad donde vivas te permita ahorrar hasta 200 euros en este impuesto.

No sabemos cómo lo habrán hecho esos 60.000 vehículos de Aguilar de Segarra, pero la ley dice que para empadronarse hay que llegar una copia de la escritura de la casa o del contrato de alquiler al ayuntamiento, y después notificarlo a tráfico.

Solicitar la matrícula histórica

Si tu coche tiene más de 25 años, puedes llevar a cabo los trámites para convertirlo en coche clásico. Hay que superar unas condiciones y un examen del vehículo, pero si tu coche supera los trámites, en muchas ciudades los vehículos con matrícula histórica no pagan Impuesto de Circulación.

Comprar un coche híbrido o eléctrico

Cuando llegue la hora de cambiar de coche, plantéate comprar un híbrido o un eléctrico. Estos vehículos menos contaminantes tienen descuentos en el Impuesto de Circulación que llega al 75%, según la localidad.

Como ves el proceso no es sencillo, pero siempre está bien conocer todas las opciones, para que puedas tenerlas en cuenta cuando llegue el momento.