Skip to main content

Las puertas suicidas en los coches se niegan a desaparecer, ¿las conoces?

Puertas de suicidio

Lincoln

22/12/2018 - 07:30

El emblemático coche americano Lincoln Continental anuncia un nuevo modelo para 2019, que montará puertas suicidas, también llamadas puertas de suicidio. ¿Qué son las puertas suicidas? Fueron muy populares en los años 60 del pasado siglo, y aunque ya no se usan en los modelos en serie, a veces se añaden a ediciones limitadas o versiones de coleccionismo.

Obviamente, los fabricantes no las llaman puertas suicidas. Su nombre técnico son puertas de apertura inversa o de bisagra inversa o trasera.

Son fáciles de distinguir porque tienen la bisagra en el lado izquierdo de la puerta, en vez de en el derecho. Pero, ¿por qué se llaman puertas suicidas?

Puerta suicida

Las puertas de suicidio fueron muy populares a principios del siglo XX en marcas como Peugeot. En España las montaron muchos Seat 600, antes de 1970.

Eran también muy demandadas en los coches de los gánsteres americanos de los años 30, ya que se podían abrir rápidamente para saltar de un coche en marcha, o usarlas como escudo para disparar al coche que viene detrás, en una persecución.

Las puertas suicidas han sido bautizadas así por su peligrosidad, especialmente en los primeros modelos, hasta que se descubrió el problema. Lo que ocurre con este tipo de puerta es que el movimiento del aire alrededor del coche crea una zona de baja presión, que actúa como una fuerza exterior que intenta abrir la puerta. Este problema se acentúa en las curvas, en donde la fuerza centrífuga junto a la zona de baja presión pueden abrir la puerta y succionar al ocupante fuera del coche, si no lleva el cinturón puesto.

Lógicamente los vehiculos modernos con puertas de suicidio tienen cierres reforzados, y son completamente seguros.

Con las puertas convencionales, al tener las bisagras en el marco contrario de la puerta ocurre justo lo contrario: la presión del aire la cierra aún más. Por eso es tan dificíl abrir la puerta de un coche cuando circula a gran velocidad.

Como hemos comentado hoy en días las puertas suicidas o puertas de apertura inversa casi no se utilizan, pero aún se pueden ver en algunos modelos nuevos, como el recién anunciado Lincoln Continental que puedes ver en las fotos que acompañan al artículo.