Skip to main content

Android Nougat llegará al Samsung Galaxy S7 y S7 Edge en enero

Actualizar S7 Edge a Android Nougat

30/12/2016 - 09:23

La última actualización de Android se está tomando un tiempo en llegar a la mayoría de los móviles. Son pocos los fabricantes que se han dado prisa a la hora de liberar la última versión del sistema operativo. Uno de ellos es Samsung, que se lo ha tomado con calma. Acaba de anunciar que los Samsung Galaxy S7 y S7 Edge se podrán actualizar a Android 7.1.1 Nougat en enero.

El comunicado afirma que la fase beta de Nougat en los Galaxy S7 termina hoy, por lo que la compañía coreana ya está lista para actualizar esos móviles y el modelo Galaxy S7 Edge durante el mes de enero. No se especifica exactamente en qué fecha será, aunque se garantiza que antes del 31 la nueva versión habrá llegado vía OTA a todos los terminales.

Android 7.1.1 Nougat es la ultimísima versión publicada por Google, la que ejecutan por ejemplo el Pixel y el Pixel XL. Ahora se podrán actualizar los Samsung Galaxy S7, lo que hace aún más feroz la competencia por ser el mejor móvil Android del mercado. iPhone 7 Plus aparte, la lucha está entre los coreanos y Google, que acaba de dar el salto al mercado del hardware con sus dos teléfonos.

No se puede decir que Samsung haya llegado tarde a actualizar sus móviles, sobre todo si tenemos en cuenta que el resto de fabricantes aún no ha facilitado ni siquiera fechas aproximadas. El ciclo de actualización de este sistema operativo móvil es de aproximadamente dos años, al menos de forma oficial. Y eso que, como está ocurriendo, menos de un año tras su lanzamiento su precio empieza a caer rápidamente.

Analizamos el modelo Edge de este terminal y esto es lo que nos parece

¿Por qué tardan tanto en llegar y cómo funcionan las actualizaciones de Android? El auténtico problema, el que está ocasionando la fragmentación de este SO, son las capas de personalización. Google libera la nueva versión de Android sin adornos ni extras de tipo alguno, la llamada AOSP. Sobre ella trabajan los fabricantes para adaptar el software de Google a su hardware, aunque muchas veces esto sólo significa añadir cantidades ingentes de bloatware y apps preinstaladas.

En el caso del Samsung Galaxy S7 y S7 Edge, el funcionamiento con Android Nougat promete ser bueno. No en vano, la fase beta ha sido dilatada. Es probable que los coreanos hayan preferido demorarse probando la optimización a crear problemas en sus dos buques insignias con motivo de las prisas. Tras el fiasco del Note 7, no está la compañía para asumir riesgos innecesarios.

[Fuente: Sammobile]

Ver ahora:

Te recomendamos