Skip to main content

iPhone 7, la desaparición de la salida minijack está anunciada

Detalles del iPhone 7

20/01/2016 - 11:32

Es algo que se viene rumoreando desde hace tiempo, y a la hora de hablar acerca de cómo podría ser el nuevo iPhone 7 todas las fuentes coinciden en mencionar que la salida física de audio pasará a la historia.

El grosor que ha conseguido Apple en sus móviles, con 7,1 milímetros en el último iPhone 6S, está poniendo en peligro la continuidad de la ranura minijack que, a día de hoy, resulta ser la conectividad universal para escuchar música desde el móvil. Tal y como ha revelado la recién publicada actualización de iOS 9.3 en su versión beta, Apple está preparando su sistema operativo móvil iOS para la desaparición de la salida de audio convencional.

Tal y como ha revelado un miembro de la comunidad de jailbreak de iOS en un tweet publicado en su cuenta, la más reciente de las versiones en pruebas de iOS 9.3 trae insertado en su código un detalle que hace referencia a la presencia de la salida de audio.

¿Cuánto le cuesta a Apple fabricar un iPhone 6S?

En este fragmento de código, lo que Apple parece haber incluido es una comprobación que determina si el iPhone en cuestión dispone o no de una salida física de audio, cosa que hasta ahora no estaba presente en anteriores versiones de iOS. Mediante el código de "Headphones.have.%sinput.NO", este código se encargaría de determinar si el móvil en cuestión dispone de una salida minijack de audio, y de no ser así transmitiría el audio a través de otro medio.

Y ahí es donde entra precisamente la mayor incógnita acerca del iPhone 7, el que se especula que será el primer iPhone en salir al mercado sin una salida física de auriculares.

Si el móvil no tiene una ranura minijack, ¿qué tendrán que hacer los usuarios para poder reproducir su música? El abanico de opciones no es muy amplio, y las alternativas más probables pasan bien por unos auriculares que se conectarían a la salida Lightning del móvil (es decir, la ranura que normalmente se utiliza para cargar la batería), o bien una conectividad inalámbrica específica que haría posible la vinculación del móvil con unos auriculares sin cables de por medio. Y, en el segundo caso, no demos por hecho que tenga que tratarse necesariamente del Bluetooth, ya que no son pocos los rumores que hablan de que Apple podría aprovechar la ocasión para lanzar su propia tecnología de audio inalámbrico.

De cara al usuario, la eliminación del minijack haría realidad un nuevo iPhone con un grosor que se podría acercar incluso hasta los seis milímetros.

Más allá de los gustos personales de cara usuario, en estos momentos la realidad del mercado de la telefonía móvil empuja a los fabricantes a apostar por terminales con grosores cada vez más reducidos. No hay que olvidar que dos años atrás, allá por los tiempos del iPhone 5S, el grosor que para aquellos tiempos se manejaba en una pantalla de tan solamente cuatro pulgadas era de 7,6 milímetros.

[Fuente: PhoneArena.com]

Ver ahora: