Skip to main content

Este ransomware para Android cambia el PIN de tu móvil

Este ransomware para Android secuestra tu móvil y te cambia el PIN.

19/10/2017 - 09:13

Hay un nuevo malware en el cada vez más inseguro ecosistema Android. Se trata de una versión de ransomware nunca vista hasta ahora, especialmente ingeniosa en lo de sacar de sus casillas a los usuarios afectados. Este tipo de virus está pensado para secuestrar dispositivos, y ciertamente el llamado DoubleLocker lo consigue.

Lo que lo diferencia de otros virus para Android es que no se limita a cifrar todos los datos que almacenas en tu móvil, sino que directamente cambia el PIN del dispositivo para dejarte sin acceso a él. De esta forma se garantiza que no puedes eliminarlo de ninguna forma, a no ser que hagas un Factory Reset de Android, borrando por completo la memoria.

Lo ha detectado la compañía especializada en seguridad informática ESET -especialmente conocida por sus antivirus-, que ha dado la alerta sobre lo peligroso de este nuevo ransomware. Al parecer, se instala a través de una falsa actualización de Adobe Flash Player, un pop up que aparece al visitar ciertas páginas web.

Si el usuario da su autorización para dicha instalación, el malware tiene vía libre para entrar en el sistema. Una vez que lo ha hecho, solicita permisos de administrador, algo que sólo un usuario inexperto puede conceder.

Sigue estos consejos para mantenerte seguro en todo momento en Internet

Una vez que este virus ha sustituido el PIN de tu móvil Android por otro, comienza una cuenta atrás de 24 horas. Como es habitual en el ransomware, exige un pago en Bitcoins para liberar todos los datos secuestrados y cifrados. En este caso la suma asciende a 0,0130 Bitcoins, o lo que es lo mismo: unos 68€ al cambio actual.

La presencia de malware en Android es cada vez más frecuente, aunque Google está trabajando para poner coto a estas amenazas. Sin ir más lejos hace poco puso en marcha Google Play Protect, una iniciativa para reducir la presencia de virus en la propia tienda de aplicaciones. El problema es que hay quien prefiere otras tiendas no oficiales o directamente instalar el APK, un peligro potencial para todos los dispositivos.

[Fuente: ESET]