Extensiones de Chrome en Windows sólo de la tienda oficial

Extensiones Chrome para Windows

Google tiene un claro objetivo y así lo hacen saber a través de su blog del proyecto Chromium: evitar, o más bien reducir el peligro, que los usuarios de Chrome para Windows puedan infectarse con una extensión maliciosa.

Así, la compañía ha decidido controlar las extensiones que se podrán instalar en su navegador para el sistema operativo de Microsoft, anunciando que a partir de enero todas las extensiones tendrán que provenir obligatoriamente de su Chrome Web Store.

Y hablando de Google... ¿Quieres saber qué es lo peor de trabajar en la compañía? ¡Descúbrelo!

Además, en su blog Google dice que mientras que las extensiones de Chrome han demostrado ser útiles para sus clientes, también supone que algunas de ellas intenten saltarse el paso de preguntar a los usuarios si quieren que dichos programas sean instalados. Esta situación provoca que en Chrome "se instalen de manera silenciosa extensiones que sobreescriben las configuraciones del navegador y alteran la experiencia del usuario de manera indeseada", según la compañía de Mountain View.

Por todas las razones de seguridad concretadas, Google ha tomado la decisión de obligar a los usuarios a que puedan obtener exclusivamente las extensiones desde su tienda oficial.

El blog mantiene que cualquier extensión que está disponible fuera de la tienda debería ser puesta a disposición de los usuarios dentro de ella, de manera oficial, instando a que los desarrolladores lo hagan tan pronto les sea posible. "No habrá impacto en los usuarios, que seguirán pudiendo usar sus extensiones como si nada hubiera pasado".

El anuncio sigue al que informaba de que Google Apps va a dejar de soportar el navegador Internet Explorer 9 en las próximas semanas. Según Google, forma parte de su política de soportar únicamente los navegadores actuales y sólo el último más antiguo. Así, si los usuarios del navegador siguen queriendo acceder Gmail, Docs o Drive tendrán que actualizarse sí o sí. Google aporta como argumento que así únicamente tendrán que testar sus productos en las versiones más nuevas.

Descargas relacionadas

  • Google Chrome