Skip to main content

Microsoft está persiguiendo una IP por las licencias piratas de Windows

Microsoft está persiguiendo una IP por las licencias piratas de Windows

27/12/2017 - 16:48

En una acción inusual, Microsoft ha denunciado a una dirección IP por piratear miles de licencias de Windows 10 y Microsoft Office. ¿Quién es su dueño?

Piratear Windows o Microsoft Office es tan viejo como la informática. Cuando este pirateo se produce en cantidades masivas, Microsoft interviene denunciando a sus responsables. Normalmente se trata de tiendas que incluyen Windows pirateados con los ordenadores que venden, o empresas que instalan Microsoft Office sin licencia en sus PCs.

Estas denuncias suelen tener nombres y apellidos, pues los dueños de esos PCs con Office o Windows 10 piratas son fácilmente rastreables. Lo que no suele ser habitual es que Microsoft curse una denuncia a una dirección IP anónima cuyo dueño aún no ha sido identificado. Ha ocurrido estos días en Estados Unidos.

El pasado viernes, Microsoft denunció a la dirección IP 73.21.204.220, ubicada en una oficina de Comcast, en un distrito suburbano de Nueva Jersey. La denuncia es contra John Does 1-10, el pseudónimo con el que actúa el pirata.

Según el texto, una persona o un grupo de individuos han intentado activar copias piratas o sin licencia de Windows 10, Microsoft Office, y otros productos de Microsoft.

Cómo instalar Linux como una aplicación de Windows 10

El caso es muy similar a otro de 2016, en el que Microsoft denunció a un grupo de personas que montaba ordenadores fuera de los canales oficiales de distribución, y los vendían con copias piratas de productos de Microsoft que intentaban legalizar utilizando claves legítimas. El problema era que estas claves ya habían sido usadas muchas veces, o pertenecían a otra región (diferentes continentes tienen claves distintas).

Los piratas se conectaron 2.800 veces a los servidores de Microsoft para intentar activar el software falso.

Este juicio concluyó con un acuerdo extrajudicial en el que supuestamente los denunciados pactaron el pago de una indemnización a Microsoft. Lo peculiar del caso actual es que, como hemos comentado, Microsoft ha denunciado a una dirección IP que de momento es anónima por piratear Windows 10 y Office, no a una persona o empresa. No obstante, cuando se tramite el juicio el juez pedirá identificar al dueño de la dirección IP que ha intentado activar licencias piratas de Windows 10 y Microsoft Office, y el enigma se resolverá.

Aunque aún quedan unos días para conseguir Windows 10 gratis, el 1 de enero de 2018 Windows 10 volverá a ser de pago para todos, así que aumentarán las denuncias relacionadas con las copias piratas de Windows 10. Un Déjà vu de unos tiempos que creíamos que habíamos dejado atrás. Ahora que Windows 10 es un servicio que se actualiza constantemente, piratear Windows 10 cada vez tiene menos sentido.

[Fuente: Geekwire]

Estos portátiles de Amazon sí llevan licencia original de Windows