Ubuntu Touch: un sistema operativo convergente para móviles

Ubuntu Touch: un sistema operativo convergente para móviles

Ubuntu es la distribución Linux por excelencia. Su facilidad de uso, unido a sus potentes prestaciones, la han hecho destacar por encima del resto, y ahora también está lista para dar el salto a smartphones y tabletas.

Conocida como Ubuntu Touch o Ubuntu Phone, en realidad esta versión para dispositivos móviles es, simplemenete, Ubuntu tal cual. Así se ha encargado de dejarlo claro Michael Hall, desarrollador de Ubuntu, en su propio blog.

Ubuntu es todo uno, pero el motivo de que se siga añadiendo un apellido a Ubuntu Touch es que la sincronización entre distintas versiones todavía no ha llegado. Será este mismo abril cuando se lance Ubuntu 14.04 LTS y se sustituyan algunas de las viejas tecnologías base que han venido formando parte de Ubuntu para dar paso a otras nuevas que posibilitarán la plena convergencia.

Unity 8, la clave de Ubuntu Touch

A grandes rasgos, el servidor gráfico Mir y el entorno de escritorio Unity 8 son el esqueleto del nuevo Ubuntu, precisamente dos elementos que ya hemos podido ver en los smartphones con Ubuntu Touch presentados durante el reciente Mobile World Congress 2014 de Barcelona.

Unity Ubuntu

Tal y como dice el propio Hall, lo que la gente llama Ubuntu Touch es en realidad Ubuntu con Unity 8, así de fácil. Si nos fijamos en detalle, se trata del mismo sistema operativo que el disponible para ordenadores de escritorio.

Si nos fijamos en la siguiente infografía, estas son las diferencias actuales que podemos encontrar entre las distintas versiones de Ubuntu y el camino hacia el que nos lleva la futura convergencia (pasando de Ubuntu 14.04 a Ubuntu 15.04):

Ubuntu 14.04

Ubuntu 15.04

Por tanto, en cuanto Unity 8 llege al escritorio, tendremos el mismo sistema operativo y la misma plataforma en todos los dispositivos en los que instalemos Ubuntu. Será precisamente Unity 8 el encargado de cambiar la apariencia y el funcionamiento del sistema automáticamente para que se adapte al aparato en cuestión, ya sea un móvil, una tableta o un ordenador tradicional.

Incluso será capaz de hacer cambios al vuelo. Por ejemplo, si conectamos un teclado a una tableta, la interfaz cambiará al instante, mientras que todas las aplicaciones que se estén ejecutando no tendrán que cerrarse en absoluto.

Un enfoque sin duda más que interesante, que permitirá a Ubuntu plantarle cara a los omnipotentes Android e iOS gracias a una experiencia de usuario sencilla. Y es que esta es precisamente la filosofía que se esconde tras Ubuntu para móviles: que tanto los contenidos como los servicios sean el centro de todo, en lugar de estar «escondidos» tras aplicaciones y tiendas de software. O lo que es lo mismo: un sistema operativo todo en uno.

En cuanto a móviles con Ubuntu Touch (o Ubuntu a secas) se refiere, las primeras marcas en traerlos al mercado serán la española Bq y la china Meizu, tomando el revelo del no nato Ubuntu Edge, el proyecto frustrado de móvil propio de Canonical (responsable de Ubuntu).

Móviles Ubuntu

En concreto, este mismo año llegarán versiones con Ubuntu del Meizu MX3 y del Bq Aquaris, cuyos prototipos han sido presentados en el Mobile World Congress 2014.