Skip to main content

Alguien confunde un robot aspirador con un ladrón, y llama a la policía

Robot aspirador intruso

DepositPhotos

24/04/2021 - 12:25

Un intruso en forma de robot aspirador ha provocado que alguien llamara a la policía. El resultado: una puerta rota y unos suelos bien limpios.

Gracias a los robots aspirador podemos mantener nuestro hogar mucho más limpio y más ahora que no solo aspiran, sino que también barren o friegan, un sueño tecnológico hecho realidad que puede convertirse en un problema si tienes una casa muy grande y no te acuerdas que tienes uno de estos aparatos.

Tal como recoge CBS Sacramento, una mujer se vio obligada a llamar a la policía en mitad de la noche, porque pensaba que un intruso se había colado en su casa. Y no, este supuesto intruso era su robot aspirador.

A la una de la madrugada tanto ella como su hija de dos años se despertaron con fuertes golpes provenientes del salón y de las escaleras, creyendo que un ladrón había entrado a su hogar. Tras el pánico inicial, se escondieron en el baño del primer piso. Dentro del baño primero enviaron un mensaje a sus amigos, explicándoles el asunto. Tras ello, decidieron finalmente llamar a la policía que no tardó mucho en llegar.

A los 10 minutos, la policía derribó la puerta de su casa y se encontró con que el supuesto ladrón era un robot aspirador, que seguía funcionando y limpiando los suelos de su salón, tras haberse caído previamente por las escaleras del primer piso.

La mujer, de nombre Yana Sydnor, explica que “mi hijo encendió el robot aspirador porque no quería hacer las tareas del hogar antes de irse el fin de semana”. Lo peor de todo es que esta aspiradora no se había usado durante los últimos dos años, así que ni siquiera se acordaban que la tenían.

Aparentemente su hijo había puesto un temporizador para que el robot aspirador se activara a la una de la madrugada, y limpiara el primer piso de la casa para que estuviera todo limpio a primera hora de la mañana.

A pesar de la broma del asunto, a Yana Sydnor no le va a salir barata la cuestión, dado que va a tener que pagar la puerta derribada por la propia policía y quizás enfrentarse a alguna que otra multa.