Skip to main content

Comprar un patinete eléctrico de segunda mano, ¿qué debo tener en cuenta?

Patinete eléctrico

29/10/2018 - 12:38 | Actualizado 30/11/2018

Los patinetes eléctricos se han convertido en una de las alternativas preferidas por los usuarios para los trayectos de corta distancia en la ciudad. Si quieres hacerte con uno pero no quieres gastar mucho dinero, toma nota de lo que debes tener en cuenta para comprar un patinete de segunda mano.

El éxito de los patinete eléctricos en los grandes centros urbanos de todo el mundo es indiscutible. Si ya eres un usuario de este medio de transporte y utilizas a menudo los servicios de alquiler, es posible que estés pensando en comprar un patinete de segunda mano. 

No obstante, antes de lanzarte a buscar y comprar modelos, es importante que tengas en cuenta una serie de factores. Hablamos de aspectos puramente técnicos a valorar, además de numéricos.

Un estudio facilitado por la web milanuncios.com nos proporciona algunas cifras que nos permiten tantear el estado del mercado de patinetes eléctricos usados. Si bien faltan los datos que manejan otras webs y aplicaciones similares que seguramente muevan una importante porción del total de patinetes vendidos, esta información nos sirve como referencia para marcar tendencias.

Aquí van algunos consejos que te ayudarán a ahorrar y quizás te hagan cambiar de opinión al respecto de si merece la pena comprar un patinete eléctrico de segunda mano o debería valorar otras opciones.

Presta atención y prepárate para buscar información.

Consulta la ordenanza de movilidad de tu ciudad

Prácticamente todos los ayuntamientos disponen de una ordenanza de movilidad urbana, que regula por dónde deben ir las bicicletas, coches y otros vehículos.

Algunas de estas ordenanzas están ya obsoletas, puesto que no contemplan la mera existencia del patinete como vehículo. En cualquier caso, accede a la web del Ayuntamiento de tu localidad para realizar la consulta.

Estos son los patinetes eléctricos más vendidos en Amazon España

Si no la encuentras o no te satisface, lo mejor que puedes hacer es consultar con la Policía Local para que te explique qué limitaciones existen al uso de este tipo de dispositivos.

Si por ejemplo tienen prohibido circular por aceras pero no hay carriles bici y las calles son de adoquines, quizás eso significa que en tu localidad no hay cabida para el patinete, por desgracia.

Patinete eléctrico

Valorar el uso que le das y si realmente merece la pena

Antes de dar el paso y comprar un patinete, nuevo o usado, tienes que valorar si lo vas a rentabilizar o no. Su precio parte de los 300 euros como mínimo, incluso en el mercado de segunda mano, según datos facilitados en el estudio de milanuncios.

Por lo tanto, si consideras que no le vas a dar un uso suficiente para amortizar este gasto, quizás la alternativa de usar los patinetes de alquiler te salga rentable, al menos a medio plazo. Si vives en una ciudad como Madrid, opciones no van a faltar.

Patinete eléctrico

Compara precios de nuevos y usados

Según el informe que mencionamos anteriormente, el precio medio de los patinetes eléctricos de segunda mano vendidos es ahora mismo de 289 euros, un 40% más que en enero de este mismo año.

La subida refleja una tendencia con explicación: hay 50.000 búsquedas al día y sólo 4.000 anuncios en la Comunidad de Madrid, algo que se repite en el resto de España. La demanda supera a la oferta, y eso hace subir los precios.

Sin embargo, esta inflación puede ser exagerada, ya que por poco más de 289 euros puedes comprar ya un patinete a estrenar. Sin ir más lejos, el de Xiaomi cuesta 399 euros, y es sin duda el dispositivo de referencia.

Si valoras cosas como la garantía y la diferencia de precio no es muy amplia, replantéate lo de comprar un patín usado.

Patinete eléctrico

Ten en cuenta que puede ser robado

Otra cosa que deberías valorar es que un patinete de segunda mano puede ser directamente robado. Si alguien lo dejó en la calle, no van a faltar delincuentes para llevárselo.

Por desgracia ahora mismo es complicado comprobar si un dispositivo de este tipo es robado o no, a menos que el dueño se haya personado en la policía con la factura y el número de serie.

Por eso es recomendable comprar sólo estos productos en establecimientos de confianza.

Ver ahora: