Skip to main content

Los empleados de Canon en China han de sonreír si quieren entrar a las oficinas

Los empleados de Canon en China han de sonreír si quieren entrar a las oficinas

Financial Times

17/06/2021 - 20:08

Canon ha decidido implementar un escaner facial que hace uso de la inteligencia artificial para así detecar las sonrisas de sus empleados y dejarles entrar a trabajar.

La inteligencia artificial puede ser una aliada para la humanidad y conseguir que la sociedad avance a pasos agigantados, pero también puede convertirse en una lacra para el desarrollo humano. El uso de esta tecnología ha de estar vinculada a ciertos aspectos sociales para que así siempre se encuentre dentro de la moralidad.

Canon ha decidido implantar un sistema que utiliza la inteligencia artificial para detectar las sonrisas de sus empleados y esto podría ser positivo, podrían haberlo hecho para medir la satisfacción en el trabajo y posteriormente mejorar las condiciones para así aumentar la felicidad de sus empleados. Pero el camino que han decidido tomar es el de utilizar estas sonrisas como un método de entrada.

Sí, los empleados de Canon han de mostrarse falsamente felices para así poder acceder a sus puestos de trabajo. En caso de no esbozar una sonrisa que complazca a la inteligencia artificial, la puerta de la entrada no se abrirá y, por lo tanto, el trabajador no podrá presentarse en su cubículo y realizar el trabajo para el que se le ha contratado.

Toda esta información se ha conocido gracias a un informe publicado por Financial Times. En este informe se habla de que la utilización de la inteligencia artificial en compañías asiáticas es una práctica común. No se dan nombres, pero se comenta que muchas empresas emplean herramientas con algoritmos basados en la inteligencia artificial para medir la productividad y eficiencia de sus empleados.

La vigilancia constante no parece un buen método para conseguir empleados eficientes y felices, pero parece que es el camino que están siguiendo empresas como Canon o Amazon. El velar por la productividad constante lleva a crear situaciones sacadas de la ciencia ficción, pero lo cierto es que este es el camino que está siguiendo buena parte de la industria es propio del de una distopía.

Etiquetas:

#Canon

Y además