Skip to main content

Google y Starlink firman un acuerdo para aprovechar los servicios en la nube

Starlink

14/05/2021 - 09:00

Google y SpaceX suman fuerzas tras un acuerdo en el que ambos fortalecerán sus servicios aprovechando las infraestructuras del otro.

Estaba más o menos claro que Starlink necesitaba dar un paso adelante en algunos aspectos y que acabaría necesitando alianzas para expandirse, lo que no se esperaba era que esto ocurriese con Google de una forma tan temprana. Ambos han firmado un acuerdo que en principio parece beneficioso, o al menos servirá para experimentar en nuevos campos.

Ha sido CNBC quien ha dado la exclusiva e informado sobre lo que sacará cada uno del otro. En principio el mayor avance parece ser para SpaceX. La empresa de Elon Musk podrá instalar los terminales de Starlink en los centros de datos en la nube de Google. Aprovechará la infraestructura a nivel mundial que tiene la empresa del buscador.

De este modo ganará agilidad en la conexión y podrá aumentar la oferta sin verse tan lastrada por los problemas de velocidad y su incapacidad para ofertar grandes paquetes a empresas ante la falta de centros de almacenaje.

Por otra parte, Google tendrá la oportunidad de utilizar la infraestructura de Starlink para ofertar conexión a empresas y clientes que se encuentren en zonas aisladas o demasiado rurales, puntos en los que resulta complicado lograr una buena red.

Una vez se ha alcanzado el acuerdo, durante los próximos meses se trabajará en habilitar estas novedades y se espera que en 2021 se encuentren disponibles para ofertarlas cada empresa a sus respectivos clientes.

Google fue una de las empresas que invirtió en SpaceX cuando esta todavía se encontraba en sus inicios, por lo que no es demasiado sorprendente que logren alianzas una vez va cogiendo forma el proyecto de ofrecer internet vía satelital. Aunque se debe apuntar que Microsoft también tiene un acuerdo con Starlink.

Veremos qué significa todo esto para Starlink, proyecto con un futuro más complicado por el momento. Debe empezar a dar beneficios en pocos años y la inversión no deja de crecer a la espera de ganar interés para futuros clientes.